28/12/07

Condenamos el asesinato de Benazir Bhutto porque no hay justificación política que merezca la vida de ninguna persona.


Hemos sido prudentes y respetuosos a la hora de valorar lo sucedido. Ahora que han pasado dos días desde el fallecimiento de la ex Primera Ministra de Pakistán y jefa de la oposición, Benazir Bhutto, no podemos dejar pasar este suceso internacional que nos ha conmocionado a todos y, al mismo tiempo, nos ha sorprendido por los datos que lo acompañan. Efectivamente, la sombra de la corrupción empaña la labor de Benazir por la libertad y la democracia en su país, un país recordemos que no se rige como el Estado que nosotros conocemos, que no está influido por las normas de corte occidental que aquí imperan. El juego de poder internacional que busca el dominio a través de la instauración de sistemas democráticos débiles tiene como principal reacción de los radicales la muerte y el odio, hasta el punto de asesinar a quien pueda perjudicar sus leyes religiosas, su visión de las cosas. Es por este motivo por el que condenamos el asesinato, porque la violencia empleada por los grupos radicales, ya sea en España o en el extranjero, debe ser condenada por todos los partidos demócratas, al mismo tiempo que señalamos que no son oportunas las soluciones que se están buscando para estos países donde la confrontación de poderes es clara, un terreno abonado para dictadores y sometedores del pueblo, que es al final quien paga con la esclavitud las consecuencias de estas estrategias de dominación internacionales.
Una vez más, determinar la autoría es fundamental, para saber el alcance del peligro, si se trata de la organización Alqaeda o de simples grupos yihadistas que han aprendido de su ejemplo de terror, animados por sus líderes.

El Proyecto Liberal Español desea la instauración de los derechos humanos en todos los países del mundo, sin que su declaración quede vacía, reducida a las palabras, al mero deseo de su existencia sin hacer nada por propiciarlos, porque su falta ya es la principal injusticia que padecemos a nivel internacional como consecuencia de los forzados equilibrios de poder mundiales.
Foto BBC. Terremoto en 2005. Pakistán.

No hay comentarios: