31/3/15

PROGRAMA ELECTORAL PLIE 2015 PARLAMENTO I.B.

PROGRAMA ELECTORAL 2015-2019
PARLAMENTO DE LAS ISLAS BALEARES














Acuerdo de  28 de marzo de 2015.













Cl. Ocells, 31-E.
07011. Son Cotoner. Illes Balears.






ACUERDO de 28 de marzo de 2015, del Comité Ejecutivo del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, por el que se aprueba la elaboración del programa electoral 2015-2019 del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE para su posterior publicación, difusión y aplicación como directriz política interna en ese período.

            En cumplimiento de las finalidades previstas en el Estatuto constitutivo del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE el Comité Ejecutivo ha acordado:

            Primero.- Redactar el programa político y electoral por el que el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE regirá sus actuaciones políticas, procurando su publicación y difusión ante la opinión pública y sirviendo de guía o referencia para la práctica política de esta formación durante los próximos cuatro años, coincidentes con el período legislativo de 2015 a 2019.

            Segundo.- El programa constará de tres vertientes, una de orden general municipal, otra autonómica y una tercera insular. Los programas de carácter municipal tendrán como base programática el que aquí se establece, adaptándose en todo caso estas bases a la idiosincrasia, población y particularidades de cada uno de los municipios donde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE decida presentar candidatura electoral, viéndose de esta manera completado con las modificaciones y aportaciones singulares, quedando las mismas supeditadas también a la aprobación del Comité Ejecutivo, para que se incorporen por separado al presente acuerdo.

Tercero.- Por su importancia específica y categoría, por ser el Municipio con más habitantes de las Islas Baleares, las medidas programáticas municipales se desarrollan en concordancia y en clara referencia al Municipio de Palma de Mallorca y a sus barriadas o zonas con especial conflictividad para las  cuáles se ha desarrollado un programa específico, configurándose de esta manera, y en consecuencia, un proyecto político integral y sostenible para los palmesanos.

La aprobación de la Ley de Capitalidad ha otorgado un marco de relaciones en las que puede separarse, en mayor medida, las competencias municipales de Palma de Mallorca con respecto a las insulares del Consell de Mallorca, si bien no es menos cierto que existe cierta contradicción con el sentido más general, que tiene carácter de Ley Orgánica y que es el que se pretende con la reciente reforma del Estatuto de las Islas Baleares, mediante el cual se crea un ámbito competencial y de actuaciones mayor para el Consell Insular. Por lo tanto, el principio de especialidad de las leyes debe primar sobre el de generalidad, así la Ley de Capitalidad debe ser preferente y específica con respecto al Estatuto de Autonomía y en este sentido deben integrarse y completarse mutuamente, respetando y defendiendo así la condición de primer Municipio de las Islas Baleares al de Palma de Mallorca, como no puede ser de otra manera, dadas sus características poblacionales, territoriales e históricas.

Cuarto.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE pretende, a través de este programa, recuperar el consenso democrático obtenido por las distintas fuerzas políticas para la elaboración de la Constitución española de 1.978, rescatando así los pilares de la transición a la democracia referidos a la Libertad, Paz Social, estabilidad y pluralismo político de los que debe estar imbuida cualquier acción política partidista que pretenda ser decisiva en la construcción moderna de nuestra sociedad balear y española del siglo XXI. Para el avance de su acción política, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE estará dispuesto al diálogo con aquéllos agentes con los que se pueda hablar, sin anteponer intransigencias.

Quinto.- Programa por el que ha de regirse el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE.

            El programa político 2015-2019 será el publicado como Anexo al presente Acuerdo.



  


PROGRAMA PARLAMENTARIO LIBERAL 2015-2019 PLIB-PLIE

Vivimos un momento en el que la Administración debe responder a un imperativo cual es salir de la crisis que las Islas Baleares padecen como el resto de España, si bien nuestro archipiélago, por sus condicionantes y el hecho insular que padece, en algunos casos como los de Ibiza, Formentera y Menorca, doble hecho insular; necesita en mayor medida un programa específico que sea desarrollado por las personas adecuadas en las Instituciones públicas, deben ser personas en las que prime el esfuerzo, la dedicación por los demás y la creatividad.

Cuando se atraviesan momentos difíciles, muchas deficiencias estructurales aparecen, se hacen evidentes a los ojos de los ciudadanos, es por este motivo que el Parlamento de las Islas Baleares, máximo órgano Legislativo y de Gobierno debe afrontar este reto con políticas que no sean cortoplacistas, que nos sitúen de nuevo en la senda del crecimiento económico, la prosperidad y la sostenibilidad de nuestros recursos, lejos de aventuras de explotación salvaje, de depredación de los recursos como las que se han pretendido con los sondeos petrolíferos en las Islas Baleares. LAS ISLAS BALEARES Y EL PLIE DICEN NO AL PETRÓLEO, ANTES ESTÁ EL TURISMO DE CALIDAD Y SOSTENIBLE, NO ESTACIONALIZADO.

Los liberales siempre reaccionan en momentos de necesidad, de imposición, de crisis, y una vez más así lo queremos demostrar presentando nuestra candidatura Parlamentaria por las Islas Baleares.

Capítulo 1.- El Turismo como motor económico y sostenible. Trasversal con las medidas del Consell Insular de Mallorca en esta materia.

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se define como un partido liberal, que tiene asumido que en este momento histórico para las Islas Baleares hay algo que preservar, nuestro patrimonio cultural y paisajístico.

1.1.- El fomento y la protección de nuestro patrimonio debe enfocarse desde la necesidad de darlo a conocer, de transmitirlo a todas las personas que nos visitan como un bien público, respetado y querido por todos los mallorquines que desean compartirlo con el resto de ciudadanos del mundo que nos visitan.

1.2.- En los últimos años se ha venido marginando este patrimonio por diversos intereses, muchos de ellos ajenos al propio turismo, tal es el caso del petróleo. Es por este motivo que el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE desea desarrollar una serie de políticas activas en el sentido de rescatar este patrimonio autóctono y nuestras profundas tradiciones para abrirlas al turismo como un complemento, sirviendo para el ciudadano balear de manera que sienta cómo se salvaguarda su cultura.

1.3.- El turismo balear tiene la gran virtud de ser un motor económico, una fuente de ingresos que, a diferencia de otros yacimientos de empleo y crecimiento económico, puede ser sostenible y fiable en lo venidero, de tal forma que la evolución del turismo en las Islas Baleares debe ser pareja al desarrollo y calidad de vida de los ciudadanos que habitan en las Islas Baleares.

1.4.- Este modelo de consenso debe hacerse extensible a todas las zonas turísticas de las Islas Baleares que están degradadas y obsoletas, procurando que las nuevas construcciones se adapten en clave de modernidad y desarrollo sostenible a los planes urbanísticos controlados desde la Administración Pública.

1.5.- El turismo no solo es una fuente de ingresos para las Islas Baleares, también lo es para Madrid y es a través de la mejora de las infraestructuras y de este reconocimiento desde el que tiene que venir la financiación necesaria para acometer los proyectos de modernización de las Islas Baleares.

1.6.- Es precisamente por este motivo por el que el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE no cree en la financiación pública prevista de manera estatutaria, porque ni es el documento oportuno ni son las formas políticas adecuadas las estatutarias para constituirse en las vías por las que debe conseguirse la financiación pública que las Islas Baleares se merecen por su contribución al conjunto de la riqueza nacional. En este sentido, las políticas relacionadas con el turismo deben tomar entidad propia, no pueden quedar subordinadas o ralentizadas por disposiciones estatutarias que sirven para la normalización y la regularización de la convivencia social de los que habitan en las distintas y diversas regiones de España; pero que no abarcan de manera realista el alcance de las necesidades de los territorios insulares, como las Islas Baleares, abiertos al turismo y a la inmigración como pocas Comunidades Autónomas en España.

Capítulo 2.- Comunicaciones avanzadas y aplicaciones telemáticas.

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE quiere dotar de cable óptico todas las instalaciones públicas. La Administración autonómica padece serias deficiencias todavía en su comunicación informática, estos servicios generarían una rentabilidad inmediata para una Administración que debe utilizar la tecnología para ser más eficaz, ágil y con menos coste, de tal manera que se obtenga una rentabilidad por la prestación de estos servicios informáticos que se pueda reinvertir en su constante actualización y modernización, así como a la expansión de los portales informáticos de atención y servicio público, a día de hoy todavía insuficientes para generar proximidad al ciudadano en todo tipo de trámites administrativos.

Capítulo 3.- Infraestructuras, comercio y tejido industrial.

3.1. Remodelación y reforma íntegra del Auditórium de Palma de Mallorca, con preferencia a otras infraestructuras culturales. (En coordinación con las demás Instituciones competentes y la propiedad).

3.2. Todavía en el año 2015 no se ha concretado el destino público del edificio de GESA, ni del Luis Sitjar, recientemente derribado, ni el del Hotel del Palacio de Congresos, que desde nuestro punto de vista debería haber sido derribado también. Así mismo, el Palacio de Congresos padece la falta de financiación que al parecer alargará las obras durante más de 10 años, privando así a la Ciudad de estas necesarias instalaciones al servicio de todos los palmesanos y los turistas que deseen visitarnos para celebrar en nuestra capital sus congresos profesionales. Las infraestructuras públicas responden a un interés general de la Comunidad Autónoma muy superior al de los intereses privados que los promueven, en estos casos la solvencia de la financiación no debe venir del Ayuntamiento de Palma, sino que las actuaciones deben ser conjuntas y es la financiación del Estado la que debe sufragar el coste para que las obras estén terminadas y produciendo rendimiento en el menor plazo posible. La especulación privada de los terrenos y de las edificaciones estructurales necesarias para las Islas Baleares no debe consentirse, si bien la solución privada debería haber sido la inicial y estando ya el asunto encauzado sin otro tipo de solución más que el de la inversión pública no hay que olvidar que estas inversiones de todos en los problemas cruciales de nuestra Sociedad Balear, deben ser al final siempre rentables para el erario público y por lo tanto la tarea administrativa consiste en buscar una solución gestionada para que se resuelvan estos graves problemas en este sentido.

3.3. Sigue siendo necesario continuar con la creación de nuevas zonas de aparcamiento público subterráneo en régimen de alquiler, concesión y explotación pública de las plazas. No realizar nuevas infraestructuras, plazas o parques que no cuenten con la previsión de plazas de aparcamiento, tanto público de uso privado como el destinado a transporte turístico es irresponsable.

3.4. Para el trabajo y la mejora de la economía, en el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE queremos fomentar y ayudar a la implantación y creación de empresas que creen nuevos yacimientos de empleo estable y que contribuyan a la prosperidad de las Islas Baleares.

3.5. No admitiremos proyectos urbanísticos que excedan las dimensiones y cotas de edificación propuestas por el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, hasta 5 plantas de máximo, salvo en las zonas donde la altura que exceda estos parámetros ya esté consolidada en la práctica urbanística anterior. Las operaciones de negocio mercantil emprendidas desde los órganos públicos deberán, en parte, revertir en ganancia para la ciudadanía, respetando la toponimia original de los lugares que puedan concederse. Las dimensiones acordes al territorio limitado y distribuido la construcción industrial en función de las necesidades de abastecimiento de la población son medidas racionales que repercuten en el crecimiento sostenible y en la calidad de vida de todos los mallorquines.





Capítulo IV.- PROGRAMA ESPECÍFICO PARA EL COMERCIO BALEAR.-

I.- Preámbulo que servirá directamente para entrar en materia de comercio, en el que se recogen las necesidades señaladas por su sector –tanto por AFEDECO, como por PIMECO- en los últimos años.

II.- Evaluación de las consecuencias para el comercio de la directiva europea conocida como Bolkestein.

III.- Medidas concretas de programa político del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, relacionadas todas ellas con la pequeña y mediana empresa y un proyecto con vocación de servicio para el conjunto de las Islas Baleares y su empresariado.

I.-Preámbulo. (Trasversal con las políticas del Consell de Mallorca).

El empresario balear no puede, ni debe, identificarse públicamente con ninguna ideología política, el corte liberal que por tradición ha definido al empresario, de amplio espectro ideológico en el continuum político, no puede ceder ante los intereses de la política.

El empresario debe ser exigente y reclamar de las Administraciones Públicas, independientemente de su color político, lo que necesita de ellas.

De esta manera, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE nunca se tomará estas exigencias como un motivo de enfrentamiento con la Administración, que provoque la falta de diálogo, sino como lo que son, exigencias que provienen del interés general, del empresariado y de su comercio entendido como una fuente de riqueza y productividad, generadora de empleo y de tejido empresarial para las Islas Baleares, vistas las Islas Baleares en su conjunto, pues el progreso comercial ha sido siempre paralelo entre todas las Islas, predominando una mayor actividad comercial, en algunas ocasiones, unas veces más en unas Islas que en otras, por motivos de transporte fundamentalmente, pero que hoy es responsabilidad de la administración pública su correcta intercomunicación y crecimiento conforme a las nuevas tecnologías y las técnicas de negociación con el sector privado, las normas del libre mercado, la justa competencia y la sostenibilidad.
Estos mismos principios son los que inspiran la normativa europea, de una correcta adecuación o transposición de esta normativa al Derecho interno depende, en buena medida, el futuro y la prosperidad del comercio en las Islas Baleares, como veremos.

El presidente de AFEDECO, Pablo Bellinfante, ya pedía en el año 98 agrupar las áreas según los criterios del comprador como una medida para hacer frente a las grandes superficies, el ejemplo más claro de que esto sigue siendo necesario a día de hoy, lo tenemos en la Playa de Palma, en el centro histórico de Palma, en los barrios más degradados, donde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE ha confeccionado un programa específico innovador, de aplicación de políticas públicas, de ayuda de la administración local a estas áreas donde es necesaria la reconversión o la moderación de la expansión comercial, en algunas ocasiones muy sobredimensionada, como una garantía para que el tejido empresarial no se pierda y se estabilice. 

Si entonces se pedían espacios peatonales, hoy podemos decir que Palma ya los tiene; pero que, a pesar de ellos, no se ha visto mejorada la movilidad, las interconexiones entre los espacios comerciales para que el comprador tenga un fácil acceso entre ellas, aquí la saturación del tráfico rodado y las deficiencias del transporte público tienen mucho que ver, además de que siguen haciendo falta zonas de parking. 

El compromiso del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE no puede más que procurar enmendar o mejorar lo que se ha hecho mal en el pasado – restricciones del tráfico rodado, que afecta incluso a los propios proveedores de los comercios, además de a los clientes y falta de parking público- y procurar no cometer los mismos errores en el futuro, para eso sirve la experiencia y por eso exigimos que no se creen centros comerciales o de servicios si no se han tenido en cuenta las oportunas previsiones de aparcamiento primero. 

Es necesario el consenso entre el empresariado y la administración y es muy positivo, tal y como ya hace PIMECO, que sea el empresariado balear el que diga cuáles son sus necesidades, qué pretende y que la administración se ponga a su servicio, esto da, precisamente, sentido a la condición de servicio público de la administración local, que debe prever la seguridad ciudadana en las zonas comerciales, la limpieza, y la adecuación de las obras públicas necesarias para facilitar el acceso –sobre todo para las personas mayores y los discapacitados-, así como la indicación y rotulación. Palma sigue sin tener todavía las indicaciones precisas para que el turista sepa a dónde se dirige con precisión sin un mapa y qué tipo de comercio va a encontrar en una u otra zona. Es imprescindible que los Ayuntamientos no hagan más obras en verano, en plena temporada turística alta. La previsión y planificación de las obras en progresión y en los horarios adecuados, con plena información a los comercios de su duración y adaptación a los horarios de mayor afluencia es imprescindible.

La administración es la principal prestadora de servicios públicos, todos ellos deben coordinarse con el empresariado, de tal forma que los horarios comerciales sean flexibles, en función del tipo de demanda que exista. 

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete, si consigue representación municipal, a coordinar los servicios del área del ayuntamiento en los que le corresponda gobierno local con las necesidades de los comerciantes, compatibilizando estas demandas con las del vecindario, estableciendo un orden de prioridades adecuado, sirviendo a lo social y promocionando lo comercial en cada lugar.

El debate debe abrirse en el seno de las asociaciones de comerciantes y empresarios, son Uds. los que deben ser catalizadores de las necesidades que lleguen hasta los políticos para que éstos prioricen y den impulso a unas determinadas políticas sobre otras. Es al empresario a quien le corresponde, por ejemplo, determinar la influencia de la duración de la jornada laboral en su sector, si las jornadas más reducidas incrementan verdaderamente la productividad en este sector específico, no basta generalizar diciendo que la productividad se aumentaría por igual en todos los sectores, hay que saber si aumenta la contratación laboral, el número de personas que necesita el empresario para cubrir la misma jornada de comercio y con ello los gastos laborales a la par para el empresario; pero también hay que saber si se ve compensado por la mayo afluencia de clientes con más tiempo y renta disponible para consumir. En definitiva, conocer ¿dónde empieza el comerciante y acaba el empresario? Hay que ver si existe relación entre la seguridad ciudadana y el horario de cierre de los comercios o la afluencia de compradores a determinados lugares donde no hay seguridad real en las calles conflictivas, efectos del alumbrado deficiente en algunas zonas, si es necesaria la calificación de zonas de interés turístico y comercial, de áreas contaminadas por el ruido, para dar esta información en los hoteles o en los puntos de información turística, etc.

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE es consciente de que lo que las Islas Baleares necesitan es recuperar su calidad de vida, y la calidad es incompatible con la masificación, con el turista que viene en masa pero sólo ojea y gasta poco. La desestacionalización del comercio tendrá que ver con la afluencia gradual del turista a la Isla, con la prestación de los servicios turísticos no tanto en función del clima, sino de la oferta. Hay cosas que son como son, y que están bien como son, el año tiene sus estaciones y la política debe adecuarse a ellas, este símil me sirve para introducir que también es necesaria esta regeneración gradual en la propia política, precisamente de ahí la importancia de los partidos autóctonos, mallorquines, sensibilizados con estos problemas de ámbito local y autonómico; pero sin renunciar a las perspectivas macroeconómicas y al aprovechamiento de los instrumentos de regularización europeos y de liberalización del comercio; pero con claras restricciones que sean dominadas e impuestas por los niveles autonómicos de gobierno, al respecto podremos hablar ahora sobre la directiva Bolkestein y sus efectos desde el punto de vista del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE:

II.- Directiva Bolkestein.

La UNIÓN EUROPEA ha pasado de 15 a 25 países y muchas empresas de esa Europa de los 25 podrán trabajar libremente en España. -Al tiempo que hemos conocido que las denominadas empresas “call center” de Barcelona empiezan a deslocalizarse, a marcharse a países que ni siquiera son europeos.

La Unión Europea elabora normas de obligado cumplimiento para todos los países que la integran porque pretende su competitividad en el corto plazo; pero si actúa de esta manera es porque la globalización, los efectos de la globalización internacional van a ser mucho mayores y se van a producir de manera mucho más acelerada de lo que esperábamos, están ya en marcha, ya los padecemos o los disfrutamos, depende de la perspectiva de cada cual, el comercio sin duda lo va a padecer, de hecho China se va a convertir en el gran reto del capitalismo en los próximos años, prepararse para ése momento se tiene que hacer a través de las normas; pero respetando el comercio autóctono, la forma de organización tradicional de las empresas en aquellos lugares donde hay que ofrecer productos a quienes nos visitan y hay que abastecer a las poblaciones que habitan estas zonas turísticas y comerciales por excelencia, entre ellas las Islas Baleares dentro de España, y decimos España porque la dependencia en el transporte y en la aduana de Barcelona y Valencia es excesiva. Si no lo hacemos así, aplicaremos parámetros de competitividad que exceden a nuestra realidad y que permitirán instalarse entre nosotros a las grandes multinacionales, a las grandes superficies que tienen otros intereses, de distribución, de colocación del producto a bajo coste, sin primar la calidad, mucho más ambiciosos que los del territorio limitado o la población que viva en él.

Algunas de estas normas que emplea la Unión Europea se llaman Directivas y están en período de adecuación a su finalidad.

Está aprobada, sin entrar en vigor con obligado cumplimiento hasta el 28 de diciembre de 2009, la llamada Directiva Bolkestein, que pretende regular la prestación de servicios en la Unión Europea, y que va claramente en contra de los intereses de la ciudadanía, ya sean trabajadores, usuarios o clientes de estos servicios, ya que se establecen de manera muy restringida, supeditadas al interés general y al interés público, las autorizaciones y requisitos exigidos por las administraciones públicas para la protección de trabajadores y usuarios. Favorece, por el contrario, a las grandes empresas que pueden instalarse, deslocalizando su sede central, en aquellos países cuya legislación fiscal, laboral o medioambiental sea menos restrictiva, aprovechando las enormes diferencias existentes entre países. La Directiva establece que la legislación y normas a aplicar serán las del país donde se establezca la empresa y no las del país donde preste sus servicios.

Desde el Ministerio de Economía se ha defendido en primera instancia el principio del Estado de origen, base de la construcción europea; pero también se ha recomendado prudencia y un estudio profundo de los posibles impactos de la norma en nuestro país.

Cabe destacar el variado elenco de actividades contempladas en esta directiva, tanto las que requieren desplazamiento del prestador del servicio como del destinatario, como de aquellas que se pueden prestar a distancia, incluso a través de internet (lo que nos lleva inmediatamente a la seguridad jurídica y al ámbito de la contratación mercantil, en la que se debe avanzar mucho todavía para poder prestar estos servicios con las debidas garantías).

Hay que decir que esta normativa es marco, teleológica, en cuanto al obligado cumplimiento de sus finalidades, para ello los Estados parte deberán adecuar su normativa, prestar las autorizaciones administrativas pertinentes, contempladas en el texto y proteger al consumidor, todo ello en un breve espacio de tiempo, por lo que da lugar a diversos comentarios, argumentos que se pueden oponer a la oportunidad de esta Directiva Bolkestein:


Primero.- El concepto de establecimiento, perfectamente definido como fijo durante un período de tiempo, luego se matiza en el mismo texto con posibilidades de una infraestructura mínima, que incluso puede ser de alquiler, por lo que el concepto de estabilidad mercantil que tiene el comercio tradicional se va a ver seriamente afectado por las inestabilidades, un mercado sujeto al vaivén del rendimiento al corto plazo en las inversiones en activo fijo material.

Segundo.- Las autoridades competentes deben ser las Comunidades Autónomas, no se especifica así; pero por legislación y competencias internas así será, lo que les otorga un poder muy alto de autorización o restricción a las Comunidades Autónomas.
Tercero.- Las Comunidades Autónomas van a tener que hacer su propia interpretación de aquéllos conceptos jurídicos indeterminados, interés general, interés público, lo que provocará el desarrollo interno de esta norma, aquí es donde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete a que sea una interpretación favorable en primer lugar al comercio con sede ya establecida en las Islas Baleares, siendo muy exigentes y restrictivos con aquéllas empresas que pretendan instalarse aquí afectando a dicho interés general, y siendo flexibles con las que se demuestre que pueden traer empleo estable y calidad de vida a las Islas Baleares.

Cuarto.- Una diferenciación básica es la que se establece en el texto entre la libertad de establecimiento y la libre circulación. La libertad de establecimiento tiene que ver con una sede o cierta infraestructura, con el establecimiento del agente en el Estado miembro, mientras que la libre circulación no implica el establecimiento del agente en el Estado miembro, por lo tanto es un concepto temporal.

Quinto.- Es necesario revisar la contratación mercantil por la falta de seguridad jurídica que conlleva la contratación telemática, a través de internet, ya sucede en las Islas que se ha incrementado el contrato de arrendamiento de residencias, el denominado turismo residencial, que a pesar de los esfuerzos de la Conselleria competente siguen sin tener las instalaciones y los seguros de responsabilidad adecuados a dicha contratación.

Sexta.- Prima el concepto de cooperación entre Estados; pero no se indica cómo llevarla a cabo. Esto implica un grado de desarrollo de la cooperación de los Estados entre sí y de las diferentes administraciones que ni siquiera lo tenemos hoy a nivel interno.

Séptima.- Hay que hacer una revisión conceptual del interés general y del interés público, debe ser el interés comunitario o el nacional, el autonómico o el local, en definitiva queda abierto el debate liberal que ya anunciara Hayeck entre la libertad confrontada a la seguridad.

III.- Medidas programáticas concretas del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, incardinadas dentro de un proyecto político conjunto para las Islas Baleares:

1. No al régimen monopolístico de los servicios, al crecimiento desmesurado de aquellos agentes que acaparan los medios de distribución, de oferta en el ámbito turístico o comercial, empleando métodos de competencia desleal, contrarios a los principios generales de libre mercado.

2. Prohibir el todo incluido en las zonas donde la oferta complementaria es fundamental.

3. Análisis climáticos elaborados por una comisión de expertos independientes, que sean vinculantes para la Conselleria de Medio Ambiente, quien deberá coordinar al resto de sectores para impulsar políticas sostenibles y que luchen contra la degradación acelerada de las Islas Baleares.

4. Especial observación de las pruebas selectivas de los agentes de la policía local y redistribución de los puestos en función de la experiencia, edad, preparación física, formación, etc. La policía local debe depender directamente de su Alcalde, del Concejal y de los mandos. El Alcalde debe proponer/someterse a las disposiciones plenarias sobre seguridad.

5. Consenso de criterios y actuación conjunta y coordinada entre las fuerzas de seguridad y los equipos sanitarios.

6. Cable óptico para todas las instalaciones informáticas institucionales.

7. Cuarteles de barrio para la policía de aproximación. Acuartelamientos de barrio abiertos las 24 hs. del día, 365 días del año.

8. Apertura de residencias para la tercera edad según estadística poblacional y envejecimiento por zonas.

9. Apertura de los Centros de día de asistencia a nuestros mayores las 24 hs. del día.

10. Auditoría y ordenación por prioridades sociales de las partidas presupuestarias públicas en las que intervenga el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE.

11. Completa transparencia con métodos de contabilidad pública de los contratos menores administrativos.

12. Respeto y rehabilitación del patrimonio histórico y cultural de las Islas Baleares (escudos, iglesias, monumentos, esculturas)

13. Inclusión del reconocimiento del hecho insular en el Estatuto de las Islas Baleares, por el encarecimiento del coste de la vida que conlleva.

14. Reducción progresiva de la emisión de gases, reconvirtiendo a las nuevas tecnologías los servicios que contaminan y estudiando el impacto medioambiental y en el comercio de las actuaciones en urbanismo y obras públicas.

15. Dotar de carácter mediterráneo a las nuevas construcciones. Un perfil para las edificaciones propio de las Islas Baleares, como sucede en aquéllos lugares donde se quiere conservar y respetar un modo de vida, una estética uniforme y distinguida.

16. Actualización y modernización de los sistemas integrados del Ayuntamiento, creando sistemas de atención al comercio de ventanilla única, que permita la concertación de visitas previas, evitando así la práctica ya extendida entre muchos comerciantes que tienen que cerrar los lunes por la mañana, revirtiendo la prestación de servicios en una ganancia que sirva para su mantenimiento y renovación constante.

17. Supervisión y comprobación de las Sociedades constituidas en las Islas Baleares y que no muestren una actividad regular desde su constitución, produciéndose su cancelación registral y liquidación, sin que pueda darse lugar a que existan sociedades vacías u opacas, constituidas con objetos sociales que luego se pervierten y terminan utilizándose para algo distinto para lo que fueron constituidas, generalmente para el delito económico y fiscal.

18. Completar la pensión de las amas de casa que pierden su nivel de vida cuando el marido se jubila.

19. Abolir las políticas estratificadotas, que hacen que la convivencia sea un obstáculo para la integración. Cuando nuestra lengua de uso y nuestra cultura se ven como un impedimento para la comunicación, algo está fallando. La construcción de las Islas Baleares y la diversificación de su comercio se harán pensando en las personas y su abastecimiento de todo lo que necesiten, no en los territorios ni su desarrollo a través de planes territoriales, ni dependerá de los países de origen. Las Islas Baleares son cosmopolitas, liberales y el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se encargará de restaurar estos principios y valores que siempre ha tenido el ciudadano balear y que nunca se deberían haber perdido.


Capítulo 5.- Urbanismo y desarrollo sostenible.

5.1.- Viviendas sociales o de protección oficial (en coordinación con el Consell Insular de Mallorca, órgano competente en las Islas Baleares en materia de urbanismo). Desde una perspectiva liberal, la del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, no basta la voluntad política para hacer más vivienda protegida, hay que contar con el constructor, hacerle atractivo este proyecto y luego, hay que tener en cuenta que muchas familias no tienen la misma competitividad que el resto cuando deciden poner a la venta en el medio y largo plazo su vivienda protegida, que siempre tendrá un precio inferior al resto en el mercado. Al final, estas viviendas no hacen más que aumentar la picaresca y no son la forma más adecuada de resolver el acceso libre a la vivienda.

5.2.- Las políticas intervencionistas de mercado han demostrado a lo largo de los años que no han servido en mucho para paliar este grave problema. Hay otros medios, no intervencionistas, que son mucho más rentables y que traen una solución más costosa al corto plazo; pero más justa en el medio y en el largo. En este sentido, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE sí está de acuerdo en continuar con las políticas de subvención, sobre todo para los jóvenes. 

Capítulo 6.- La cultura como factor de desarrollo local.

6.1. La infraestructura cultural.

Hay importantes reformas, infraestructuras de puerto pendientes. Es más importante hacer nuevas instalaciones para no depender tanto de Barcelona ni de Valencia en el puerto, algunas de ellos de tipo cultural como en los principales puertos de España.

La plaza mediterránea –ágora- y la cultura cercana al pueblo, en cada uno de sus barrios hecha la infraestructura pertinente para salir a la calle y conservar nuestras tradiciones más populares.

6.2. Recuperación del patrimonio histórico local (escudos, emblemas, insignias, libros, poemas…).





Capítulo 7.- Seguridad ciudadana.

La Guardia Civil y la Policía Nacional necesitan un apoyo logístico y específico de la Policía Local de Palma que descargue el exceso de competencias que les han sido encomendadas.

7.1. Policía local.

7.1.1. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE propone que la Unidad de Asistencia a los Malos Tratos de la Policía Local de Palma intervenga en las tareas de escolta y vigilancia a las víctimas de la violencia de género amenazadas que así lo soliciten a instancia de parte o bien, de considerarse oportuno, de oficio por los Tribunales.

7.1.2. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete a mantener los contactos oportunos con la Delegación de Gobierno en las Islas Baleares para reasignar las tareas que en este momento son competencia de la Guardia Civil y de la Policía Nacional que sean delegables en la Policía Local mediante acuerdo o convenio suscrito a tal efecto.

7.1.3. Se crearán cuarteles en cada barrio para policías de aproximación.

7.1.4. Se dotará a la policía local de todos los recursos necesarios y se confeccionarán los horarios apropiados para el correcto desarrollo de su trabajo, procurando un aspecto y una imagen del cuerpo próximo a la ciudadanía, así como una aptitud de servicio al Municipio y a España, dispuesta la fuerza para disuadir al delincuente y para la intervención inmediata contra el delito en cada momento (uniformes, armamento, unidades de transporte motorizadas, suministros y cobertura de acuartelamientos en los distintos municipios de las Islas Baleares de día y de noche, las 24 hs. del día y los 365 días del año).

7.1.5. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete a promover el aumento de las penas para aquellos delitos graves que atenten contra la sociedad, como el tráfico de drogas, la vejación a los menores y dar amparo y seguridad a nuestros mayores. La Policía Local deberá velar por el cumplimiento ejemplar de estas tareas, especialmente en lo referido a la ayuda de los más desvalidos, encomendándole la cooperación y protocolos de actuación consensuados junto con la Guardia Civil, la Policía Nacional y los Bomberos para la intervención coordinada en aquellas situaciones en las que pueda observarse esta clase de actividades delictivas o de siniestro graves.

7.1.6.- Se ejercerá una especial observancia sobre el proceso de selección de los policías locales y su posterior trayectoria dentro del Cuerpo, de tal manera que se garantice la prestación más eficaz del servicio.

7.1.7.- Se procurará una retribución económica justa y dialogada, justificada conforme a los servicios prestados, ensalzando el valor de la austeridad y el decoro, de tal manera que la motivación sea la apropiada y la disposición a que cada agente sea reubicado en el puesto donde pueda prestar un mejor servicio conforme a la edad, la preparación física e intelectual, la formación y la experiencia no encuentre obstáculos, guardándose para ello siempre el mejor criterio evaluador del mando superior, la capacidad de selección y movilidad del Concejal de Seguridad y la autoridad política y administrativa del Alcalde, sometido en última instancia al Pleno.

7.1.9.- La policía Local es el cuerpo municipal que más contacto mantiene con la población de la que proviene y a la que sirve, por lo tanto desmerecer a la Policía Local es hacerlo al propio pueblo, en consecuencia debe procurarse el fomento de las relaciones de cordialidad y ausencia de conflictividad con la ciudadanía, primando la admonición primero a la sanción siempre que sea posible –evitándose así la imposición de multas con una finalidad recaudatoria, que no es la que deben tener los cuerpos municipales, sino la de cumplir y vigilar el cumplimiento de la Ley; pero siendo contundente su acción policial cuando proceda en plena concordancia con los Tribunales de Justicia.

7.1.10.- Los comportamientos prepotentes, abusivos, injustificados e indignos de los agentes o mandos de las fuerzas públicas en sus actos públicos o de servicio, así como en las relaciones con la población serán implacablemente sancionados conforme a su régimen, pues sólo debe ser la correcta actuación de las fuerzas policiales la que encuentre el reconocimiento, el prestigio y el apoyo de la sociedad mallorquina a la que sirve con abnegación. 


7.3. La movida juvenil.

Cumplimiento de servicios a favor de la Comunidad para las personas detenidas y condenadas por actos de gamberrismo o botellón callejero.

Capítulo 8.- Solicitar el compromiso de fondos de la obra social de las Cajas de Ahorro que actúen en las Islas Baleares.

En el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE nos hemos propuesto fijar un plan que rebaje el endeudamiento público en los cuatros años de legislatura. Para ello aplicaremos criterios de contabilidad pública y un mayor control de los contratos administrativos menores, así como renegociar con las entidades financieras mallorquinas este endeudamiento.

Capítulo 9.- Sanidad, política social y asistencial, prevención del consumo de drogas.

9.1.- Centros asistenciales en régimen de 24 hs. que no sean sólo centros de día.

9.2.- Residencias para ancianos asequibles, que no sean tan caras, teniendo en cuenta que las públicas están saturadas. Estas residencias deben construirse en cada barrio atendiendo a las necesidades poblacionales de envejecimiento de cada uno de nuestros barrios mallorquines. Estos trabajos de evaluación de las necesidades no los ha realizado ningún partido político y el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se va a mostrar pionero en ello. Las políticas públicas que propone el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE deben partir de una base científica de la evaluación de estas necesidades en cada barrio de Palma.

9.3.- Preparación adecuada del personal sanitario para la asistencia con garantías a nuestros mayores en los centros residenciales o en su propio domicilio a través del Servicio de Asistencia a Domicilio (SAD). De igual manera que, actualmente, el Ayuntamiento de Palma ha creado una serie de cursos en horario determinado para la formación de los funcionarios públicos, previendo el transporte e instalaciones adecuadas para ello, también deberán incluirse en este sistema la formación y selección adecuada del personal sanitario que está a cargo de las personas mayores, discapacitados, menores y demás población de riesgo.
9.4.- Donde sí tiene plena intervención la política y el color político, en el caso del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE la liberal, además de en la toma de decisiones, es en la asignación de los presupuestos a unas partidas en detrimento de otras. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE reforzará todos los aspectos sociales de la gestión pública municipal de manera ordenada en función de la importancia que tengan para la ciudadanía, en detrimento de las partidas menos necesarias y que no tienen tanta repercusión en la buena gestión del Municipio de Palma de Mallorca.

9.5.- Nos preocupa la gestión de los geriátricos, de las residencias de ancianos y para Alzheimer, las instalaciones pueden ser ejemplares en comparación al resto de España; pero desatender los aspectos de la gestión y de la adecuada prestación de los recursos humanos, del personal y la dotación de recursos para la gestión de estos centros es un error que debe subsanarse adecuadamente para atender bien a nuestros mayores.

9.6.- En el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE estamos a favor del progreso controlado, no vamos contracorriente, sabemos que muchas personas se dan cuenta de que estos cambios son muy positivos; pero que van acompañados de la gestión de Palma como un municipio masificado en el que se ha convertido, saturados los servicios e instalada una sensación de desconfianza en las relaciones sociales. Y es en este punto donde queremos hacer hincapié, en las relaciones sociales y su degradación, no se fomentan de manera paralela a la construcción de los espacios ciudadanos, se viene a Palma por hechos puntuales y no hay para el ciudadano atractivos culturales, espacios hospitalarios.

9.7.- El parking de Son Espases será gratuito para los pacientes y familiares a partir de la segunda hora de estancia en el recinto y el precio del minuto para el parquímetro durante las dos primeras horas será el más bajo posible por encontrarse en zona sanitaria. Esta medida será aplicable a todos los hospitales y centros sanitarios públicos donde haya parking público controlado. Los enfermos de larga duración y sus familiares (ingresados más de una semana), así como el personal del hospital no deberán abonar ningún importe por aparcar en las instalaciones.




Capítulo 10.- Inmigración.

10.1. Le corresponde al Estado establecer un marco jurídico para la cooperación al desarrollo con aquéllos países que se han constituido en fuente de la inmigración. A los partidos políticos únicamente nos corresponde gestionar las decisiones tomadas por España en este ámbito e incidir en que sean protectoras de la cultura y la sociedad balear.

10.2. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE considera que es un acto de responsabilidad establecer medidas que reduzcan la inmigración ilegal hasta impedirla.

10.3. Para ello reclamamos las competencias autonómicas en materia de inmigración que sean necesarias establecer.


10.1. Sobre el marco jurídico para la cooperación al desarrollo.


-. Preámbulo.-

La cobertura jurídica para la cooperación al desarrollo se ha venido dando en su ordenamiento de una manera parcial, no recubre todos los ámbitos de las relaciones estables y humanas. Los ámbitos que quedan sometidos a la concreción de las relaciones jurídicas son pocos, limitados a ámbitos de relaciones internacionales, nacionales, regionales y locales que han sido susceptibles de positivizarse sucintamente en la Ley y de someterse a las reglas jurídicas expresas o tácitas –tiene aquí gran importancia lo consuetudinario, la costumbre de los pueblos-.

El marco jurídico general por tanto no es acabado, perfecto, total, sino parcial, en continuo avance y progresión, en una constante evolución que pasa por un tratamiento jurídico transversal en sus diversos contenidos materiales y territoriales en su aplicación. Este progreso tuvo un momento iniciático sin parangón, la década de los años 70, donde se produjo la génesis de la rama del Derecho Internacional Público. Antes de los años 70 era ajena al Derecho Internacional Público por ejemplo toda la materia relativa a la protección del medio ambiente. El ámbito de regulación internacional no abarcaba este tipo de problemáticas de cooperación al desarrollo que necesitaban de una articulación jurídica eficiente en la que sustentar, sin obviar posibles contenidos filosóficos y políticos, el concepto jurídico indeterminado solidaridad.

Reducir las desigualdades entre Estados era ya una idea que se empezó a fomentar desde los años 60 debido a la liberalización de las colonias y protectorados. La ONU empezó sus planes decenales de cooperación que resultaron ser un absoluto fracaso. Fue frecuente entonces la llamada “ayuda ligada” -te doy “x” a cambio de que me compres “y”- con lo que el Estado receptor no podía disponer libremente de la misma. Hoy, se sigue manteniendo en muchos casos esta fórmula condicional, conviniendo analizar su naturaleza jurídica, su procedencia y adecuación al Derecho Internacional vigente.

A partir de 1972 se originan unos principios consuetudinarios que llegan hasta nuestros días y se transforman en normas, en Tratados Internacionales cuyo basamento es el consenso. En la actualidad, una de las ramas de cooperación entre sujetos internacionales es el Derecho Internacional Medioambiental y otro ámbito importante tras la II Guerra Mundial en las relaciones jurídicas es el relativo a los Derechos Humanos.
En la dinámica de la Sociedad internacional han adquirido gran importancia las actuaciones de las Organizaciones Internacionales y las Organizaciones no Gubernamentales para la cooperación y el desarrollo. Su análisis jurídico tiene que ver con toda la teoría organizacional de las mismas, atribuyéndole mayor capacitación para la consecución de sus fines el hecho de que su estructuración sea conforme con el control y la financiación legalmente establecidos, además de la supervisión política.

Nuestro país, asimismo, participa del denominado Club Europeo, el marco para la cooperación al desarrollo tiene en el ámbito de la Unión Europea equivalencia con su acervo comunitario y con todo tipo de disposiciones jurídicas que se regulan en función de su “coercibilidad vinculatoria” para con el resto de Estados miembros. Se complementa esta ínter actuación con otros países extracomunitarios que tienen convenio bilateral o regulador de cooperación con España.

De nuevo, las Organizaciones Europeas para el desarrollo y la normativa extensa dimanada de los sucesivos Tratados de la Unión actúan de forma unísona confiriendo un sistema legal que regula la cooperación de la Unión Europea con el resto del mundo y su influencia, tanto en el desarrollo de países externos a su organización como a las compensaciones internas que necesitan aquellos Estados integrantes, pero que no han alcanzado equilibradamente los niveles de desarrollo que se consideran apropiados para conformar una identidad europea que no termina en lo económico. 

A nivel nacional, regional y local el marco jurídico fundamental es la Constitución Española de 1978, a partir de ella no sólo se regula la actuación del Gobierno en materia de Tratados Internacionales, sino que se señala la necesidad de cooperación y solidaridad entre los distintos niveles nacionales, cobrando aquí relevancia el diseño autonómico que configura una descentralización administrativa y política adecuada para llevar a cabo con mayor practicidad los principios de cooperación y desarrollo en nuestro contexto geográfico y humano. Por su parte, el nivel Local, a través de los Ayuntamientos, se configura como un ejecutivo cercano al ciudadano que inscribe su funcionamiento competencial en el marco legislativo de las Comunidades Autónomas y del Estado.

En el ámbito nacional puede optarse por dos modelos administrativos: el técnico o el de gestión. La importancia de uno y de otro es la complementariedad, el conocimiento técnico de la organización institucional administrativa será eficaz en la medida en que se dote de criterios de eficiencia en la gestión de la cooperación al desarrollo. Ambos aspectos encuentran su elaboración científicamente rigurosa en el Derecho Administrativo y en la denominada Ciencia de la Administración. Estas áreas deben combinarse para que resulten eficaces, una tijera sería inservible si le faltara una de sus hojas afiladas y lo que no es deseable es intentar cortar prescindiendo de herramientas o con herramientas deficientes para perfilar y dimensionar un modelo integral para la cooperación y el desarrollo.

La constante “huída del derecho administrativo” que se está produciendo en el ámbito de la Administración Pública nos lleva a uno de los últimos fenómenos de orden que acontece a estos niveles administrativos, la mercantilización de lo público, al tiempo que las entidades mercantiles privadas tienen que adecuarse al cumplimiento de la normativa internacional y nacional de manera que no merme su competitividad. Sin olvidar la utilidad de la aportación empresarial en el desarrollo endógeno local y regional.

Generalmente se le imputan al Derecho las carencias o limitaciones que encuentra la Sociedad Civil en su participación activa en el desarrollo. La no existencia de normativas concretas responde a una falta de concienciación social que no exige rotundamente una normativa legal clara al respecto que supere las concepciones meramente recaudatorias e impositivas que revierten luego insuficientemente en el desarrollo. Esto que podría verse como una laguna puede transformarse si somos capaces de trabajar en este campo no acotado contemplando la ausencia de normas como una libertad que confiere responsabilidad academicista en la educación para la cooperación al desarrollo y obligación para los poderes públicos en la observación coordinada y creación de infraestructuras que la propicien realmente.


Lo anteriormente expuesto nos conduce a la siguiente propuesta de programa político, apropiado dada la gran practicidad de la materia, que suple así la falta de profundidad con la que suelen tratarse estas cuestiones a niveles de resolución política:

-. Propuesta de programa de medidas jurídicas y legales para la cooperación al desarrollo.-

1.- Exigimos la determinación por parte del Estado de aquéllos Estados que se han convertido en fuente de la inmigración ilegal hacia España, exigiendo medidas en materia de cooperación al desarrollo y de control de las ONG´s y sus presupuestos.

2.- La costumbre de los pueblos es un referente para la integración de los nuevos ciudadanos. No todos los inmigrantes buscan su integración en la sociedad Balear, vienen a las Islas Baleares únicamente de paso, no quieren su estructuración familiar, simplemente continuar hacia otros lugares europeos donde la lengua y otros elementos sociales les son más favorables. Respetar la costumbre y tradición mallorquina es una garantía para que la integración se realice correctamente, sin imposiciones ni cesiones innecesarias.

3.- El modelo inmigratorio a seguir por el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE es el francés, un modelo que apuesta por la integración basada en el respeto de los derechos y obligaciones consolidados en los países occidentales y en sus Cartas Fundamentales, como la Constitución Española y el Estatuto de Autonomía de las Islas Baleares; en clara contraposición al modelo Suizo, que se ha demostrado inviable en España por la masificación y la conflictividad que conlleva, en tanto en cuanto no se produzca un avance superior de nuestra Sociedad que permita alcanzar los niveles de multiculturalidad para los que otros países Europeos sí se han preparado.

4.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE reivindica la concreción legal de un amplio e inacabado marco jurídico para la inmigración, en aras al consenso europeo e internacional que impida la deshumanización de este fenómeno cíclico, rotativo e histórico. 

5.- El Derecho Internacional de extranjería es el garante y protector del patrimonio común de la humanidad. Este patrimonio común está conformado por las aportaciones locales y nacionales, por lo que consolidar el patrimonio histórico de las Islas Baleares es una obligación de nuestro pueblo balear que redunda en la construcción del patrimonio común.

6.- El desarrollo sostenible está condicionado por las exigencias generacionales de respeto a los Derechos Fundamentales de la persona y del medio ambiente.

7.- Desde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE consideramos procedente la adecuación al Derecho Internacional vigente de la denominada “ayuda ligada”, en este caso, la simbiosis entre las Islas Baleares y la mano de obra inmigrante que necesita para su prosperidad así lo aconsejan, en términos de reparto y equidad entre todos, impidiendo los efectos perjudiciales, nocivos e interesados de estas ayudas ligadas, generalmente provocados por la estratificación social dominada por unos pocos y la territorial en los Estados, sin tener en cuenta la ayuda ligada personal, que es a la que nos referimos. Para concretar, el inmigrante da su mano de obra y la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares le ofrece a cambio un proyecto social de consolidación e integración personalizado en nuestro territorio.

8.- Las diferencias en el desarrollo regional y local entre las provincias españolas están claras, por lo tanto es necesario abordar su previsión normativa. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE pretende consolidar los mismos derechos y obligaciones para las Islas Baleares, como región, que los del resto de Comunidades Autónomas españolas. El retroceso de las Islas Baleares en esta comparativa en los últimos diez años ha sido muy claro, se ha incrementado la carestía de la vida y siguen los salarios equiparados a los del resto de España. La población inmigrante soporta, al igual que la autóctona, esta situación. La regularización de la contratación ilegal y el control de los puestos de trabajo ofrecidos a las mafias ilegales redundarán en la mejor calidad de vida para todos, inmigrantes y mallorquines. En este sentido no es real atribuirle a la mano de obra inmigrante la falta de competitividad por horas de los salarios, sí es cierto que existe una influencia directa entre la economía sumergida e ilegal de los diversos sectores productivos e industriales de las Islas Baleares con esta falta de competitividad de los salarios. En este asunto se deberán prestar los máximos esfuerzos de supervisión y lucha contra la inmigración ilegal, el único camino viable y transitable hacia la equiparación salarial de las Islas Baleares con el resto de España, dada la gran densidad inmigratoria ilegal que soporta en comparación también a otras regiones.

9.- No todos los puntos programáticos deben ser promesas electorales, también deben buscar ser didácticos, explicativos, por este motivo el presente punto programático se desarrolla desde unas preguntas a las que hay que buscar respuesta, pues no son retóricas. La respuesta, como no puede ser de otra manera, viene de manos de la política como una herramienta al servicio de la Sociedad Balear. De esta manera,


9.1.- ¿Por qué un partido nuevo como el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se interesa por la inmigración?

El deber ser lo marcan los partidos políticos. No hay que pasar de puntillas por encima de temas tan relevantes para la sociedad y la convivencia como la inmigración ni ser ambiguos, sino definir muy bien la posición y comprometerse. 

En Palma de Mallorca está ocurriendo un fenómeno muy diferente con la inmigración al resto de España. Los partidos mayoritarios esperan gestionar la esperanza de voto que genera la inmigración y está ocurriendo que la inmigración no es nacionalista y busca partidos como el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, que no tengan un discurso xenófobo ni excluyente.

9.2.- ¿Sirven los estereotipos para encasillar a los inmigrantes?

No, hay que comenzar a remover los prejuicios, de hecho de los trescientos nuevos simpatizantes del Proyecto Liberal, PLIB-PLIE hay muchos inmigrantes que están casados con mallorquines o que tienen hijos en las Islas Baleares. Algunos son nietos de mallorquines, no podemos olvidar que Latinoamérica fue una salida digna para muchos emigrantes mallorquines.

Tampoco se puede encasillar a los inmigrantes por su país de origen, lo correcto es pretender su integración, no importa de donde vengan, lo importante es que quieran vivir, echar raíces en las Islas Baleares.

9.3.- ¿Qué problemas provoca la inmigración en las Islas Baleares?

Los relacionados con la masificación de los servicios públicos, se han desbordado las previsiones asistenciales, mientras es muy positivo que vengan inmigrantes para trabajar no hay que olvidar que también precisan vivienda, centros asistenciales de salud y educación. Creer que el inmigrante puede hacer un jornal diario sin descansar y sin traer a su familia ha sido el error histórico de los partidos políticos mayoritarios. El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE tiene que defender los derechos de estos inmigrantes que quieran integrarse sanamente en nuestra Comunidad; pero también ordenar la inmigración y proponer medidas para su control, de tal manera que también existan obligaciones. En definitiva, se propone revisar todas las normativas, incluidas las laborales, desde el punto de vista del Principio de Igualdad Constitucional. Hay que humanizar por lo tanto el problema de la inmigración, pero con rigor.

9.4.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE propone la creación de brigadas de búsqueda de los denominados pisos patera, tal y como ya se han creado con gran acierto en otras Comunidades Autónomas españolas. Esta actuación debe llevarse en su ejecución desde el ámbito municipal, en coordinación con las instancias autonómicas que permitan una persecución eficaz de este tipo de aglomeraciones que atentan contra los más elementales principios de la sanidad y la economía del municipio de Palma de Mallorca.

9.5.- ¿Tiene competencias suficientes en materia de inmigración la Comunidad Autónoma?

No, hay que reclamarlas o pedir que el Estado haga su papel, no puede inhibirse y trasladarle los problemas que hemos citado a las Comunidades. Desde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE consideramos que hay que hacer una política de banderas, congruente con las competencias que se tienen. Me explico, cuando se va a un acto, a una fiesta, es corriente ver la bandera argentina, uruguaya, colombiana, etc. junto a la bandera mallorquina, es un error, hay que poner bandera por bandera, la argentina, la uruguaya y la colombiana junto a la española. 

9.6.- ¿Hay que considerar a los peninsulares como inmigrantes?

En absoluto, los ciudadanos españoles y comunitarios no son inmigrantes, tanto el régimen jurídico como político es ya diferente para ellos, no son inmigrantes sino que obedecen sus movimientos a lo que se denomina movilidad geográfica o laboral dentro del territorio español. Lo cual está perfectamente reflejado incluso en la norma laboral.

En este sentido, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE va a proponer que el Conceller de Inmigración sea de verdad un inmigrante extranjero, no un nacional español.Con esta medida se conseguiría no mezclar a los peninsulares con los inmigrantes extranjeros, su problemática es completamente diferente y su proyecto vital, mientras sea incipiente y no busque su consolidación a través de la integración, también lo es.

Tanto unos como otros tienen que entender que es necesario integrarse en el territorio que les acoge. Muchos inmigrantes, igual que los españoles se han dado cuenta de la generosidad que las Islas Baleares ha tenido con ellos o con sus hijos, es por este motivo que ha llegado el momento de que el inmigrante demuestre que ya ha conseguido el trabajo y su estabilidad y quiera devolver ese favor a la Sociedad Balear, participando activamente, políticamente para mejorarla.

Qué mejor manera de propiciar la integración que explicando, dando a conocer y sobre todo manteniendo nuestra propia cultura balear. El reto del pueblo balear es saber mantener su propia lengua y su propio patrimonio histórico, su riqueza cultural con un saber hacer que permita integrarse al extranjero sin perder la identidad propia.

9.7.- ¿Qué medidas concretas propone el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE en su programa político relacionadas con la inmigración?

. Sobre todo medidas relacionadas con la regularización y la seguridad. No puede aceptarse otro tipo de inmigración que no sea la legal. No puede permitirse tampoco que un delincuente en su país de origen venga a España y siga delinquiendo, también a los españoles nos ponen las cosas difíciles cuando tenemos que viajar a EEUU por ejemplo.

9.7.1.- Descuentos aéreos al 50% igual que para los ciudadanos españoles.

9.7.2.- Homologación de títulos académicos para profesionales de probada experiencia en su país de Origen. No puede ser que un Juez de menores que trabajó 15 años en Argentina o que un Alto funcionario del Estado Colombiano cuando llega a España tenga que trabajar en la obra de peón. Los inmigrantes tienen que aprovechar sus esfuerzos, sus estudios en el lugar de origen también aquí, porque son sus propios compatriotas quienes necesitan que haya personas preparadas que les orienten y asesoren cuando llegan a España en lo que tienen que hacer.

9.7.3.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE va a facilitar que algunas de sus candidaturas puedan ser ocupadas por inmigrantes, esto no ha sido posible completamente en las elecciones de 2007 dado el retroceso que han tenido los partidos mayoritarios en sus propuestas iniciales sobre posibilidad de voto y ser miembros de listas electorales, y todo ello como un fiel reflejo de lo que de verdad está ocurriendo en nuestra sociedad. No hay que olvidar que en las Islas Baleares el 15% de la población es inmigrante, y en algunas zonas de España ya se ha llegado al 25%.
9.8.- ¿Qué opina el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE de que los inmigrantes puedan votar?

Quienes han abierto esta posibilidad son los partidos mayoritarios, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE aceptará la Ley que promueva el voto de los inmigrantes, que finalmente no ha visto la luz en 2011; pero como partido político propondrá que se tenga muy en cuenta como requisitos el tiempo de estancia (diez años) y el empadronamiento en nuestra tierra. En el Derecho comparado, países como Suiza y Holanda restringen la posibilidad de voto sólo para los que han residido en el país más de cinco años. No podemos arriesgarnos a crear un pasadizo, un territorio de tránsito en las Islas Baleares hacia otros países. Al Proyecto Liberal, PLIB-PLIE le interesa la inmigración que quiera echar raíces en nuestro país e integrarse, aceptando nuestras costumbres y cultura, para ello habrá que realizar los esfuerzos que sean necesarios para compatibilizar la llegada de los nuevos inmigrantes con los residentes, quienes no tienen que sentir o ver en la inmigración un problema, sino una ayuda y para que así sea la responsabilidad es la de la Administración, no de los ciudadanos. No hay que olvidar que hace unos días salió publicada una noticia en la que se decía que más de 26.000 inmigrantes no han renovado su empadronamiento ¿dónde están? No podemos crear clases transitorias, en un momento determinado podrían cambiar los designios políticos de uno u otro municipio si así se lo propusieran. La integración también pasa por hacer las cosas bien a nivel de derechos civiles y políticos, de manera humanista. Este es un debate abierto incluso en el seno de los partidos políticos más conservadores, que ven en la muerte y en las mafias de la droga, la prostitución y la trata de mujeres los problemas más graves que soporta la humanidad en este momento y ante los que no podemos quedarnos de brazos cruzados.

9.9.- La realidad de nuestra sociedad es la que demuestra que el nacionalismo es un camino sin salida –y la realidad es la mezcla, como ha sido siempre y es ahora-, por tanto, a las tesis nacionalistas las desborda esta realidad.

9.10.- Hay que mantener la tradición sin vivir en ella, conservar la tradición viviendo en la modernidad; esto, más que posible es necesario, y saber hacerlo de esta manera es el gran reto de la sociedad mallorquina.

Capítulo 10.- Educación y formación.

10.1.- En las escuelas se empleará el castellano como lengua principal y vehicular, junto con el castellano garantizaremos el aprendizaje oral y escrito de la lengua, la cultura y la historia de BALEARES: el balear, no el catalán; sin perjuicio del aprendizaje de idiomas, principalmente el inglés.

10.2.- En las escuelas debe primar el principio de libre elección por parte de los padres sobre el recorrido educacional que deseen sea realizado por sus hijos. Existen Comunidades bilingües como la de Navarra en la que existen experiencias educacionales muy positivas en este sentido.



10.3.- "POSICIONAMIENTO BALEARISTA ANTE NOTARIO DEL PLIE RESPECTO DE LA LENGUA OFICIAL DE LAS ISLAS BALEARES”
El PLIE manifiesta ante Notario su compromiso, como partido político ante los habitantes de las Islas Baleares y su electorado, de incluir en las medidas programáticas autonómicas y municipales de 2015, y en los programas políticos con los que concurra en las sucesivas convocatorias electorales democráticas en las Islas Baleares, el reconocimiento de la lengua balear y sus modalidades insulares como la lengua propia o de uso en las Islas Baleares.
Así mismo, el Proyecto Liberal Español establecerá los cauces oportunos para remover democráticamente los apoyos políticos necesarios con la finalidad de realizar un Referéndum mediante el que la población balear pueda decidir que la lengua oficial de las Islas Baleares sea la balear y sus modalidades y no la catalana.
En el caso de que tal Referéndum democrático fuera en su resultado mayoritariamente claro y favorable hacia el posicionamiento balearista, decidiéndose por el pueblo balear que la lengua balear y sus modalidades sea la oficial, se promoverá el proceso legislativo que legalmente corresponda para modificar el Estatuto de Autonomía de las Islas Baleares, de tal forma que allí donde diga que el idioma o la lengua oficial de las Islas Baleares es la catalana pase a decir que es la balear y sus modalidades de Ibiza, Mallorca, Menorca y Formentera.
El Proyecto Liberal Español se compromete al cumplimiento estricto de la Constitución española en lo previsto en materia lingüística para las Comunidades Autónomas bilingües, por lo que la enseñanza y el fomento del balear y sus modalidades insulares entre la población se hará siempre cooficialmente junto con el castellano.

10.4. POSICIONAMIENTO DEL PROYECTO LIBERAL BALEAR, PLIB-PLIE RESPECTO DEL CISMA BALEAR-CATALÁN
Nuestro partido político liberal no ha nacido lastrado por el franquismo, por lo tanto no es sospechoso de generar dialécticas de la confrontación política interesada del castellano contra el catalán.
No somos un partido lingüístico, y lo decimos con toda claridad, porque solo respaldaremos las iniciativas que vengan propuestas de manera rotunda y sin ambages por parte del pueblo balear. En tanto en cuanto se produzcan esos apoyos, siendo perfectamente posible llegar a conseguirlos, pues una gran parte de la Sociedad balear se declara en las encuestas pro balear y no catalanista; creemos muy conveniente establecer, para conocimiento de todos, nuestro posicionamiento científico sobre este controvertido asunto de si la lengua en Baleares es balear o catalán.

Los liberales presentamos tesis opuestas a los nacionalistas, de tal forma que nuestro fundamento o base jurídica es el ius sanguini y no el ius soli, en definitiva, que las personas están siempre antes que las banderas y los territorios. Si a menudo nuestros escritos y propuestas aparecen junto a la bandera tribarrada balear es porque la aceptamos como un símbolo de discrepancia contra las imposiciones catalanistas. Por lo demás, las otras banderas simplemente expresan la tradición oficialista que nos identifica como Baleares y como tales símbolos son acatadas.
Para evitar que las políticas lingüistas desarrolladas en los despachos del Partido Popular, del Partido socialista y de los nacionalistas catalanistas en Baleares interfieran en la politización de las escuelas y de la enseñanza mediante Reales Decretos, nos hemos mostrado abiertamente contrarios al T.I.L.
Consideramos que una propuesta honesta y seria para que la Sociedad Balear recupere su tradicional identidad balearista, relegada por las imposiciones catalanistas en Baleares desde el año 1.984, es asumir el reto de conseguir que el Estatuto de las Islas Baleares reconozca como lengua propia o de uso a la balear y no a la catalana.
No tenemos problema en expresarnos en ambas lenguas, pero cuando lo hacemos lo hacemos en mallorquín y castellano, no en castellano y catalán en Baleares.
Nuestra visión no es reduccionista y, por lo tanto, entendemos que la evolución natural de las lenguas permite interpretaciones meramente filológicas, que no tienen por qué verse utilizadas, y mucho menos manipuladas, por la política. Si bien será el conjunto de razones, tanto la histórica, como la sociológica las que nos darán la clave para sostener posturas favorables a que el balear sea considerada la lengua de uso o propia de las Islas Baleares y no la catalana.
Nuestro análisis parte de los Siglos V a IX, período de formación de las lenguas romances y momento en el que la propia configuración territorial y las sucesivas Conquistas Cristianas, que no olvidemos que son políticas y religiosas al mismo tiempo, pusieron de manifiesto la existencia de las denominadas lenguas romances, que no son otra cosa que las lenguas usadas en cada lugar por el pueblo.
Ya adentrados en el tiempo de la Conquista de Baleares, las tropas de los ejércitos que conquistaron el que sería nuestro Reino contaban con personas de diferente habla romance, entre las que, en absoluto, podían prevalecer las de habla catalana, entre otras cosas porque Cataluña en el momento de la conquista de Baleares, por Jaime I, de 1.229 a 1.231, no existía. Lo cual no deja de ser este, el de la existencia o no de Cataluña, un dato irrelevante para lo que aquí estamos tratando desde un punto de vista diacrónico, pues como decimos, lo que nos interesa es analizar las corrientes provenzales y rosellonesas en un sentido amplio y su efecto natural, partiendo de la base de que lo que se hablaba en ese momento por el pueblo en su mayoría era Llemosí. En definitiva, examinamos una conciencia lingüística que define progresivamente o de manera sincrónica una Comunidad lingüística y que hace que las fronteras territoriales, a posteriori, ya se vayan diferenciando por la lengua. Recordemos que la evolución sincrónica sigue con otras influencias en las Islas Baleares, no se ha detenido. Hasta tal punto es así lo que decimos, que hay que diferenciar las fronteras territoriales de las lingüísticas.
De esta forma, es sencillo entender que la lengua balear proviene del Llemosí, no del catalán, si bien el expansionismo catalanistas y las sucesivas oleadas interculturales llegaron a imponer su concepción catalanista, que implica también una imposición cultural e histórica, que no es propia de las Islas Baleares, si bien puede entenderse que así sucediera, si nos atenemos a que era lo normal en aquellos tiempos.
La estrategia del dominio catalanista está sustentada en la necesidad de considerar a la lengua vernácula de Baleares, la balear, como una lengua de segunda clase o de inferior categoría. La Historia, como decimos, produce sus efectos y trae consigo los cambios que hacen que la lengua catalana gane prestigio por encima de la balear, lo cual no quiere decir que la lengua balear no se haya conseguido mantener viva, gracias a la tradición oral en las Islas Baleares.
Cataluña siempre ha considerado la lengua catalana de primera, mientras que la lengua balear para ellos es de segunda, como una lengua de menor valor cultural, lingüístico e histórico, reconduciendo su existencia a meras modalidades dialectales del catalán, lo que ha permitido políticas de normalización lingüística en aras de conseguir la denominada unidad de la lengua. En realidad, el término unidad siempre ha encubierto, como ahora podemos comprobar claramente, un verdadero anhelo de uniformización de la lengua catalana, de tal manera que, al final, y como efecto práctico de su imposición o dominio, lo que ha sucedido, como no puede ser de otra manera, es que se sacrifica la lengua balear, que se encuentra en estos momentos en serio riesgo de pasar a ser una lengua muerta por estos motivos anexionistas.
Todo con el tiempo cambia, es susceptible de evolución y, ahora, la estratificación lingüística en Baleares volverá a cambiar si el pueblo quiere que se reconozca y se le dé soporte y que no quede uniformizada, estandarizada, ahogada su lengua balear bajo la apariencia de quien dice pretender su protección cuando en realidad la está asfixiando en un abrazo que mata.
Lo que subyace en todo dominio lingüístico es una lucha de prestigios, la misma que existe entre el castellano y el catalán. El catalán no lo tienen que traducir cuando es un documento según en qué ámbito de uso (dentro del Ayuntamiento ya no se traduce al castellano, y ahora ya tampoco siquiera cuando tiene que salir para los ciudadanos), pero cuando pasa a otra instancia se pide la traducción de las lenguas oficiales. De hecho, se pide por ejemplo que se pongan traductores del catalán en el Parlamento español para con ello elevar, en realidad, el rango de esa lengua frente al castellano. Lo mismo puede pedir el balear respecto del catalán (que se escriba el balear, que se estudie y que se use).
La gramática cada vez es más descriptiva, recoge cómo habla la gente, y menos normativa. Los diccionarios cada vez más recogen términos que son con los que hablan y se entiende la gente.
Por lo tanto, estamos en un momento moderno en el que ya no se considera que haya una lengua de más o menos prestigio, sino que la gramática empieza a recoger lo que habla la gente, guardando siempre una coherencia. No es que cada uno escriba como habla, el balear es lo que guarda, su coherencia, el salat y otro tipo de características. Por lo tanto, no puede criticarse, desde una visión moderna de la evolución de la lengua en Baleares, que cada uno escriba como habla, máxime cuando la tradición en Baleares, insistimos, ha sido la oral. De hecho podría hasta discutirse la conveniencia de fijar gramaticalmente la lengua balear, una cuestión pendiente a desarrollar por los filólogos. Está claro que un andaluz no escribe como habla, lo diferencian perfectamente.
Desde nuestro punto de vista científico, no se ha dado el paso del uso de la lengua oral al uso de la lengua escrita en Baleares, porque se lo ha impedido el decir que no existe una gramática normativa que rige el uso escrito, con lo que de escribirse coge el uso del catalán. Esto no es cierto, puesto que sí que existen gramáticas balearistas, no una, sino varias. Los defensores de la lengua catalana, de hecho, emplean postulados de dominio de una lengua en según qué ámbitos de uso propios de otros estadios evolutivos de la lengua anteriores. Podemos decir que, al mismo tiempo que se fija la lengua, esta se detiene.
Respecto de las gramáticas de Baleares, al igual que algunas gramáticas mallorquinas, como la del Binissalemer Sr. Amengual, proceden de momentos fijos de nuestra historia y deben, igualmente, quedar sometidas a la actualización propia del acontecer histórico reciente en las Islas Baleares (ya no estamos en una sociedad puramente agraria). Es más, la evolución que se podría haber seguido hacia el balear y no hacia el catalán la estamos defendiendo unos pocos, si bien cada día somos más y contamos con la legitimidad del pueblo que, pese a quien le pese, habla en balear y no en catalán.
La lengua nunca debe ser empleada como arma política o arma arrojadiza, todos los insultos y desprecios no caben en un ámbito relacionado íntimamente con la educación de cada cual.
Si, como decimos, la lengua balear tiene su tradición consolidada gracias a la transmisión oral ya se pueden imaginar el grave atentado lingüístico que supone que IB3, por ejemplo, realice sus comunicaciones en catalán de Cataluña y no incluya la lengua de uso propia de las Islas Baleares en todo tipo de expresiones y para la comunicación en general, algo que no podemos entender que sea mal visto por la Universitat de Ses Illes Balears, U.I.B., si no es porque defiende posturas abiertamente catalanizadoras en aras de la unidad lingüística que, en realidad, pretende la uniformización y que el balear se pierda. No en valde los catalanistas aférrimos ven en la falta de relevo generacional hacia los jóvenes una gran oportunidad para que, finalmente, el balear se pierda y el catalán quede definitivamente impuesto.
Los catalanistas observan las similitudes entre el balear y el catalán, que evidentemente son muchas debido a las influencias culturales, pero no respetan las diferencias. En realidad lo único que nos diferencia como lengua de uso propia es la práctica, que no debe perderse.
Desde ese punto de vista y como partido a favor de las libertades lingüísticas de uso en las Comunidades Autónomas sometidas a estos problemas consideramos que la lengua de uso es la balear, no la catalana. Darle un reconocimiento estatutario a la balear, como ha sucedido en Valencia, puede hacerse al margen de la opinión de la Universidad, instalada como está en este asunto en la Edad Media.
Por lo tanto, un posicionamiento en defensa del balear y contrario a esa imposición nacionalista y catalanista es legítimo, dado que los nacionalistas no valoran los momentos de desfragmentación lingüística, que dan lugar a diferenciaciones entre el balear y el catalán, mientras sí que hacen hincapié en las similitudes utilizando a filólogos al servicio de la lengua catalana para ello y desprestigiando a la balear, como ya hemos visto claramente que sucede y porqué.
La realidad en las Islas Baleares, en el año 2014, es que cualquier persona que quiera aprender los modismos y frases hechas, refranes populares, no tienen a nadie que se los enseñe. Desde luego los nacionalistas no están por esa labor y caen en la incongruencia de llamar modismos a la lengua que no puede aprenderse, ni cogerse de la cultura de transmisión oral de los progenitores en el caso de los exclusivamente castellano parlantes. Esto significa que hay que favorecer la transmisión también de esa lengua propia, autóctona, la balear. Y hay que defenderla en la transmisión escrita y a ese nivel de educación. De lo contrario lo que gana es la estandarización y se pierde la riqueza de la diversidad.
La evolución natural del balear es la transmisión oral. Si Ud. pone los informativos de IB3 en catalán está matando el balear. Está impidiendo la comunicación en la lengua vernácula en cada una de nuestras islas.
Dentro de la Iglesia se han vivido y planteado, al final, si lo que se quiere es transmitir la fe y que entienda el pueblo o mantener la lengua escrita de manera elitista. Por lo tanto, es fácil darse cuenta de que lo que ha evolucionado es la Sociedad misma, y en virtud de esa evolución se puede dar ese cambio, pudiendo convivir perfectamente sin rangos ni privilegios.
Entre otras cosas ese cambio viene por haber utilizado el catalán como un arma arrojadiza política, así que ahora entendemos que quienes han impuesto sus tesis sin miramientos asuman las consecuencias de esos comportamientos. La modernidad mira estos problemas ajena a los movimientos intestinos por el poder de clases, algo que se nos escapa porque lo importante y moderno, desde nuestro punto de vista, es respetar y educar en los valores democráticos del respeto, también en defensa de las minorías, que no por serlo están desprovistas de razón científica y legitimidad.
La razón y la legitimidad son poderosas armas que a través del convencimiento pueden convertir a las corrientes minoritarias en mayoritarias. Es por este motivo que creemos firmemente que, en el medio y corto plazo, las Islas Baleares querrán huir de las tesis separatistas e independentistas de los Países Catalanes y se reafirmarán, de manera natural e inequívoca, en su encaje con España.

10.5.- Tengan en cuenta, sobre todo los padres que dicen manifestarse apolíticamente por la no politización de la educación que todos los partidos políticos, sobre todo el Partido Popular por ser el del TIL por Decretazo, intentan adoctrinar en las ideas y qué mejor herramienta para ello que la educativa.

El que haya rechazado concurrir a las manifestaciones para defender el TIL el partido político que Gobierna no quiere decir que esté ejerciendo indirectamente el máximo grado de politización del asunto posible, lo de la organización de las masas tampoco tiene tanto misterio como ya hemos comprobado con la marea verde.

La utilización de la imposición por Decreto habla por sí sola. Esto, que no es ninguna novedad, ha llegado en esta Legislatura a su extremo en las Islas Baleares donde asistimos a lo peor que podría sucedernos en materia de educación, a la falta de libertad educativa y justo, no es coincidencia, en el momento peor de la crisis económica.

En el recién acabado curso y escolar y para los meses de verano surgió el problema en Palma de aquellos niños que no podían comer al estar cerrados los comedores escolares durante las vacaciones estivales, muchos escolares no llevan a clase todo el material escolar porque sus padres no lo pueden costear, existe en algunos casos malnutrición y las familias en paro no han podido comprar todos los libros. Salvo excepciones de los alumnos que muestran interés en cursar estudios, un buen número se muestra apático o no cree en las posibilidades de trabajo que le ofrece el sistema. Esta situación hace temblar el pilar educativo, fundamental en el desarrollo de una sociedad culta y preparada. Nada más lejos, en pocos años las Islas Baleares y España padecerán otro grave síntoma que hará más acuciante si cabe la desesperación que ya tienen sobre sí muchas familias.

El analfabetismo de muchos de nuestros mayores, tal y como ha puesto de manifiesto recientemente el informe de la OCDE, puede ser un mal endémico de nuestros escolares mal formados también en el futuro, si no se hacen las cosas bien.

Los profesores no se libran de los recortes, podemos decir que sus retribuciones salariales están a la baja y que las pagas extraordinarias y vacacionales les han dejado de ser abonadas. Este dato no es supérfluo, el actual Govern Balear no ha dudado en utilizar la precariedad económica del profesorado para decir que no podrían resistir mucho tiempo de huelga y que terminaría pronto, qué argumentos más propios de una tiranía que de una democracia.

Los conflictos en la educación no pueden encubrir cuestiones de fondo tales como:

¿Quiénes han sido los responsables del agotamiento económico de las familias de clase media?

¿A qué modelo obedece el debilitamiento de las clases medias y a quién le interesa su desmotivación?

¿Para quién hacemos política, para un grupo de amigos, para quitar al de turno y ocupar su puesto o para el interés general?

Los políticos están atados de manos, demasiados intereses en juego antes de tomar una decisión. De acuerdo en que se han hecho muchas mejoras -paralelas a la inestabilidad que padecemos curso escolar tras curso escolar- y que los índices de anafabeltización no son los de antes; pero el frenazo en la calidad de la educación hará retroceder lo construido generacionalmente, no se trata de la inversión del Estado en esta materia -una mentalidad típicamente socialista- sino de lo que los padres no pueden ya aportar en la educación de sus hijos, mucho más directo y sobre todo menos clientelar y menos dirigido doctrinariamente. Los límites en la educación no son sólo económicos, tienen que ver con los valores y su actual decadencia, con la pedagogía.

Los padres y medios de comunicación también tienen su parte de responsabilidad en ésto, asumen hoy la realidad o tendrán parte de culpa mañana. Lo que marca la diferencia en la educación de calidad es la motivación del alumno y lo que se ha perdido, el gran problema que padece el sistema educativo, es la desmotivación generalizada del alumnado. Ése es el grave problema educacional que soportamos y que atañe, directamente, a la economía de las familias y a la falta de incentivos que se produce en su seno.

Una educación en principios y valores propios de una Sociedad Sana y Libre es la adecuada para nuestros hijos. En esta tarea deben colaborar los padres, quienes tienen la responsabilidad, en las etapas iniciales de la educación de los menores de formarles en ellos. Lo que no se haga por la familia y en etapas tempranas quedará como un vacío que ninguna Institución Académica puede ni debe colmar.

La enseñanza socrática, de dar satisfacción a la inquietud intelectual y la búsqueda de motivaciones que ayuden a la educación es una tarea del profesorado. Un modelo de calidad se distingue de otros por el respeto hacia uno mismo y los demás. Cuando los padres y los profesores fallan en la educación de los hijos lo que tenemos es fracaso escolar y social, como está a la vista en los últimos tiempos.

La educación debe ser moderna, el modelo doctrinario creado artificalmente en los despachos busca el retroceso hacia cánones educativos ya superados por la Sociedad. Volver al pasado o instruirse en valores anticuados, del pasado, no tiene sentido en un mundo cambiante y científicamente avanzado. Los liberales tenemos como base un modelo educativo que ha dado frutos en el viejo continente durante siglos, avanzar en él al ritmo de los tiempos es una exigencia intelectual que nos reta como grupo político, pero que también establece unos mínimos que deben cumplirse por quienes tienen un papel en aquella Sociedad que quiera mantener la sanidad de sus valores y el equilibrio del reemplazo generacional.

Mientras el listón está cada vez más alto y se pone más difícil el acceso a una profesión, los valores educativos, las humanidades están en declive. Sólo quienes pueden orientar por su experiencia o por su alto nivel adquisitivo la educación de sus hijos opta a oportunidades laborales que para el resto son inalcanzables. A estas clases conservadoras les interesa que sus hijos estudien inglés; pero no como lo obliga el TIL, cuando empiece a aplicarse se darán cuenta.

Los comportamientos de quienes así acceden a un empleo, por mera competencia, son excluyentes, vacíos y sin escrúpulos para con los demás. La meritocracia es otra cosa, consiste en la elección de los mejores por su esfuerzo y rendimiento, no por ser más competitivos están mejor preparados. Se puede dar la paradoja de que un alumno escriba con faltas ortográficas en castellano, no sepa que su lengua balear existe y que su nivel de inglés no sea el adecuado hasta que curse unos meses en Inglaterra o con profesores nativos, sin olvidar que el 30% de los estudiantes no necesitarán nunca el conocimiento de una lengua extranjera en España más allá de nociones básicas.

Primar el valor del esfuerzo, el orden disciplinario y la superación es esencial; pero también acompañarlo de la motivación y la accesibilidad a la educación, para que todos encuentren el lugar que les corresponda en nuestra Sociedad sin adscripciones ni etiquetajes, sino por su valía profesional y humana. En definitiva, la educación para una vida digna no la dan sólo los títulos académicos.
El déficit educacional, una gran ola de pasos atrás y frustración que se nos viene encima ya que las medidas gubernamentales de incentivo a la educación empezaron a partir de 2009, la inexistencia de planes académicos estables se extiende desde 1.989. El TIL de 2012/2013 no soluciona ni garantiza los contenidos de la educación, sino que se queda en las formas, en la imagen que tapa los vacíos estructurales y males endémicos  de nuestro sistema educativo.
El Proyecto Liberal Balear, PLIB-PLIE propone para las Islas Baleares un modelo educacional bilingüe, cuya lengua vehicular sea la castellana en cumplimiento de la Constitución Española de 1.978 y que las materias se impartan de manera equilibrada  en castellano y balear, no catalán. El aprendizaje de la lengua extranjera también sería obligatoria, pero según el patrón tradicional que todos hemos conocido y que tan buen resultado ha tenido siempre para todos aquellos que han encontrado una motivación extra en necesitar aprenderla para poder optar con mayores posibilidades a determinados puestos de trabajo en la realidad, no en la imaginación de los políticos, quienes por cierto muestran escaso conocimiento de lenguas extranjeras.
El Proyecto Liberal Balear, PLIB-PLIE incorporará en su programa de Gobierno autonómico la necesidad de referéndum a la población sobre la cuestión de la lengua balear, para que de ser aprobado por el pueblo el Estatuto de Autonomía de las Islas Baleares pase a denominar lengua Balear allí donde ahora dice Catalana. Entendemos que esta es la verdadera lucha por la cuestión identitaria y educacional de un pueblo, ambas ligadas como están para formar personas que conozcan su realidad y su Historia, no la que venga impuesta por los despachos y mucho menos por otras Comunidades Autónomas que no sea la de las Islas Baleares.
A nivel nacional, el Proyecto Liberal Español, PLIE propondrá en su programa de Gobierno la centralización de la educación, la sanidad y la seguridad como un núcleo duro de  competencias exclusivas del Estado. La única politización posible de la enseñanza es la legítima, la propia del sistema administrativo de Leyes educacionales racionales y coherentes que da lugar a un proceso de exigencia y valoración de los contenidos que tienen que ser implementados por igual en toda España, con respeto a los foralismos y a las lenguas cooficiales allí donde existan y fomentando en esos lugares el bilingüísmo equilibrado entre el castellano y la lengua foral que corresponda.

Capítulo 11. Medio Ambiente.

11.1.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete con la lucha contra el cambio climático, evitando la degradación acelerada que se está padeciendo en las Islas Baleares. Para ello todas las infraestructuras deberán contar con los correspondientes estudios de impacto medioambiental y deberán cumplir con las normativas europeas e internacionales que regulan la emisión de estos contaminantes a la atmósfera, procurando siempre su regeneración.

11.2.- Las principales infraestructuras de las que nos debemos dotar en el futuro inmediato en las Islas Baleares deben estar relacionadas con el correcto tratamiento y gestión de los residuos, evitando su depósito incontrolado y resolviendo la carestía de las tasas que no son proporcionales a los servicios que se prestan. La inversión en este capítulo es fundamental.

11.3.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE propone la creación de una comisión de expertos independientes, impulsadas sus propuestas transversalmente por los distintos Consellers que, en cada una de las áreas de competencia, serán responsables de que se supervisen y acomoden las políticas autonómicas a los efectos climáticos que se están padeciendo ya en las Islas Baleares.

11.4.- De forma paralela al crecimiento de líneas de metro deberá procurarse el incremento de carriles bici que intercomuniquen con seguridad para los ciclistas todas las barriadas de Palma, sin afectar su trazado al comercio ni a las zonas ajardinadas o parques, lugares donde debe respetarse al transeúnte que no lleve ningún tipo de vehículo.

11.5.- Desde el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE opinamos que puede obtenerse de la necesidad virtud, es decir, de un problema tan grave como el cambio climático podrían los países desarrollados tecnológicamente liderar profundos cambios con sus aportaciones técnicas e ideas que aminoren la contaminación, y esto también les supondría un beneficio económico. Una cultura de respeto y protección del medioambiente puede tener réditos para las empresas que avancen sus investigaciones en esta línea, para los ciudadanos actuales y las generaciones venideras. El medioambiente puede ser un lazo de responsabilidad y cooperación entre generaciones como ningún otro y en ese sentido esperamos que se adopten medidas, también en las Islas Baleares. De igual manera esperamos que en las Islas Baleares no se diga que todo lo que se hace por el medioambiente pasa por depurar las aguas, queremos agua no contaminada, obtenida de la manera más natural posible y que no acarree gastos de dudoso interés general.

Capítulo 12.- La identidad, la cultura, la lengua y el patrimonio cultural de las Islas Baleares.

12.1.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE promoverá los cambios necesarios para que el Estatuto de las Islas Baleares se modifique de tal manera que, allí donde diga que la lengua de las Islas Baleares es el catalán pase a decir que es el mallorquín o balear, con un claro respeto en igualdad de condiciones con el bilingüismo balear-castellano.

12.2.- Si no enseñamos lengua balear o mallorquina en las escuelas la lengua de uso –relacionado con los aspectos de educación y formación del presente programa autonómico-, la que nos enseñaron nuestros padres y madres, nuestros abuelos se perderá sin más remedio. Por lo tanto, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE hace un llamamiento al pueblo, a los expertos que están preocupados de verdad por conservar nuestra identidad balear y les pide su apoyo, para que nuestra lucha política sirva para llevar adelante estos cambios tan necesarios, con un respeto estricto al bilingüismo balear-castellano, sin imposiciones de unas lenguas sobre otras; pero respetando nuestra tradición, nuestros valores y nuestras propias señas de identidad que con el transcurso de los años y las políticas interesadas en la subvención fácil desde Cataluña se han puesto seriamente en peligro.

12.3.- Así, la defensa del patrimonio histórico, la lengua balear y la profunda cultura de las Islas Baleares va a ocupar buena parte de nuestro cometido, hay que reformar el Estatuto actual de Autonomía de las Islas Baleares de tal manera que allí donde diga que nuestra lengua es la catalana pueda reemplazarse diciendo que nuestra lengua es la balear o mallorquina. No entraremos en disputa con otros que piensan diferente, sectores radicales de nuestra sociedad a los que no nos vamos a oponer por motivos lingüísticos, el PLIE no es un partido lingüístico, no vamos a imponer nada, sometiendo estas consideraciones al refrendo público, por lo que pretenderemos el respeto y el reconocimiento de la lengua de uso que todos los mallorquines empleamos desde que hemos nacido y que, cualquiera que se sienta mallorquín comprenderá que forma parte de una tradición que por coherencia y por identidad nunca debería perderse.

Capítulo 13.- Seguridad ciudadana.

Comprometida con las Islas Baleares y consciente de su realidad, vivimos del turismo y los servicios en gran medida, nuestro trabajo tendrá que ver con la consecución de un régimen fiscal para el archipiélago balear asimilable al que se tiene en las Islas Canarias. El hecho insular provoca que todo sea más caro en nuestra Comunidad Autónoma, con gravámenes que encarecen el producto final y que hacen que el nivel de vida adquirido sea irreal, pues el coste de determinados productos no se corresponde con su calidad, lo cual repercute, al final en nuestro modo de vida. Somos la Comunidad Autónoma con mayor endeudamiento público y en la que más endeudamiento privado existe junto con Madrid y el País Vasco. Este primer aspecto fiscal y económico repercute en las demás materias, sobre todo en la falta de recursos dedicados a la seguridad ciudadana, la cultura, encareciendo el material escolar, los libros y las obras didácticas que deberían formar parte de una cultura al abasto de la población, como garantía la educación de nuestro futuro.

En el ámbito de la seguridad ciudadana, no estimamos conveniente la creación de la denominada policía autonómica, un Cuerpo de Fuerzas de Seguridad que pretende crearse y para el que está sirviendo como modelo el de la policía autonómica de Navarra. En el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE creemos que triplicar los Cuerpos de Seguridad no es eficaz cuando no están dotados de recursos humanos y materiales suficientes para hacer bien su trabajo. La inversión en una policía autonómica va en detrimento del resto de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad que ven cómo sus posibilidades para realizar bien su trabajo cada día son inferiores. Es aquí donde el Parlamento de las Islas Baleares debe mostrar más sensibilidad, más agradecimiento por el servicio prestado, el reconocimiento de nuestras Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, tanto de la Policía Local, como de la Guardia Civil como de la Policía Nacional debe sostenerse en la cooperación, la dotación de medios, la observancia del proceso selectivo y de la eficacia de la prestación del servicio sabiendo que al final, se sirve a España y también a las Islas Baleares, sin que por ello se precise una policía autonómica. La policía que nos hace falta se llama policía judicial, se llama policía científica, se llama policía de barrio, se llama SERVICIO INCONDICIONAL POR LAS ISLAS BALEARES.

También reclamaremos las competencias oportunas en materia de inmigración para que pueda procederse a su regulación desde la norma autonómica, como complemento del Estado. De lo contrario, lo que ahora existe, son departamentos vacíos de contenido, cuya capacidad de maniobra no es real, pues subvencionar a las asociaciones, del tipo que sean, nada tiene que ver con afrontar los problemas reales de la integración y la adaptación de los inmigrantes que recibimos en las Islas Baleares y que redundan en la falta de seguridad ciudadana.

Capítulo 14.- Sanidad.


El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se compromete a incentivar la seguridad laboral en los Hospitales y Centros de Salud para evitar riesgos.

Se tiene, además, que potenciar la atención primaria.

Es factible, y en este sentido legislaremos, tratar a los enfermos crónicos en las residencias, el coste sería menor y el desgaste de las familias sería evitable.


Capítulo 15.- Justicia.


15.1.- La dilatada delegación de competencias en materia de Justicia a la Comunidad Autónoma no debe condicionar la inmediata y necesaria actualización de los equipos informáticos de los Juzgados y los medios de cooperación telemáticos entre ellos, de tal forma que aquellos equipos y recursos tanto humanos como materiales que se empleen para dotar de este tipo de infraestructuras tecnológicas a la Ciudad de Palma deben ser prestadas también a los Entes que tengan competencia en materia de Justicia, ya sea en las Islas Baleares de transferirse o bien del nivel Nacional, Ministerio de Justicia. En este sentido, los acuerdos para la dotación de infraestructuras deberán repercutir en un beneficio o margen de ingresos para el Municipio que deberá revertirse en la constante actualización y modernización de los sistemas informáticos integrados.

15.2.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE aboga por medidas férreas de control a la clase política, que deben ser asumidas voluntariamente por quienes tienen en sus manos la capacidad de decisión sobre lo público, quien ostente la condición de servidor público debe estar sometido al más estricto control fiscal y legal, impidiéndose con ello el enriquecimiento personal sin causa de quienes ven la política con oportunismo. Estos controles deberán ser supervisados y coordinados entre la Agencia Tributaria, la Fiscalía anticorrupción y los Tribunales de Justicia. 

15.3.- El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE luchará contra la corrupción, el tráfico de drogas y el blanqueo de capitales. Para ello se promoverá un sistema de supervisión y comprobación de las Sociedades constituidas en las Islas Baleares y que no muestren una actividad regular desde su constitución, produciéndose su cancelación registral y liquidación, sin que pueda darse lugar a que existan sociedades vacías, constituidas con objetos sociales que luego se pervierten y terminan utilizándose para algo distinto para lo que fueron constituidas, generalmente para el delito económico y fiscal.

15.4.- Las Instituciones deben proteger el interés del menor

Estamos en un momento revolucionario en el entendimiento de las relaciones familiares, la sociedad evoluciona, se producen cambios rápidos y las principales Instituciones, sobre todo las que están cerca del ciudadano tienen que ser conscientes y actuar en este sentido.

Los niños y los jóvenes hasta que alcanzan la mayoría de edad son clases transitorias, personas que presentan un fuerte grado de dependencia de otros para afrontar su vida, principalmente de los padres.

Las Instituciones públicas tienen que planificar estas situaciones en las que, por cualquier motivo, faltan los padres, no tan solo físicamente sino porque sus obligaciones laborales o circunstancias de vida, entre ellas la propia educación hace que todavía no hayan integrado esta idea de que el interés del menor debe prevalecer por encima de la de ellos mismos.

Los niños, al igual que los ancianos, presentan tal vulnerabilidad que cualquier error o falta de precaución enseguida pone de manifiesto sus carencias, su dependencia de los demás. Un claro ejemplo lo hemos tenido recientemente en los comedores escolares, cuando se cierran en verano, cuando se recorta en alimentación y calidad básica de los productos que los pequeños consumen, todo eso les afecta a ellos más que a nadie, son clases desprotegidas que deben atenderse por humanismo.

Unas Islas Baleares sensibles con estos aspectos, que se adelante y proteja el interés del menor en muchas circunstancias de la vida municipal que ahora prescinden de esta acomodación de principios básicos de educación, sanidad y alimentos debería ser un fin a alcanzar por todos los ciudadanos, un fin con el que se implicara el Consistorio pues los niños de hoy serán los adultos de mañana y nada se les podrá reprochar si quienes hoy pueden actuar no les tienen en cuenta.

Si el sector empresarial sabe cada vez más como adecuar la demanda y la oferta de los padres con niños, también ha llegado el momento de que las Instituciones Públicas hagan los mismo y piensen en las personas, en servicios dirigidos a las personas y que se cualifican mucho cuando a quien hay que servir es a un niño que vive o que visita nuestra Ciudad.

Capítulo 16.- La cultura del agua y los recursos hídricos en las Islas Baleares.

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE se ha venido demostrando especialmente activo en este asunto, de los investigadores en recursos hidrológicos hemos recabado las siete medidas fundamentales para resolver con eficacia el problema de la mala calidad y gestión de las aguas en las Islas Baleares, de esta manera:

Primera.- Que se haga efectiva la vigilancia de los caudales autorizados en los pozos y sondeos, con el fin de evitar la sobreexplotación de los acuíferos. Y si en algunas zonas los estudios consideran que están sobre explotadas, la Administración debe intervenir para que no se lleven a cabo nuevas concesiones, lo cual repercute en beneficio de los intereses generales.



Segunda.- Castigar severamente a los maquinistas que lleven a cabo sondeos sin la debida autorización, en el caso de reincidir prever leyes para que se les pueda, incluso, precintar preventivamente las máquinas si fuera preciso.

Tercera.- No permitir la intercomunicación de acuíferos, que mezclan aguas de diferentes calidades, el acuífero intermedio generalmente su agua es de buena calidad, y dispone de más del 90% de los recursos, muy a menudo se comunica con el acuífero inferior salinizado en las zonas costeras, y también se comunica con el acuífero superficial, que en general dispone de menos cantidad de agua como ya hemos dicho, pero más contaminada como consecuencia de las fosas sépticas, vertederos, o por los vertidos de las depuradoras en los cauces públicos. Por lo tanto, si se demuestra que con la ejecución de un nuevo sondeo, si se ha provocado este daño en los acuíferos y no lo han subsanado, también deben aplicarse las sanciones que antes hemos mencionado.

Cuarta.- Terminar la arteria que va desde S´Estremera, Llubí, Sa Pobla, Crestatx, Pollensa, que preveía recargar hasta cinco millones de metros cúbicos en el Acuífero de Crestatx, como reserva para las épocas de sequía, con el agua de Sa Marineta que, actualmente, va hacia Palma, paralizada a día de hoy en las dependencias de la Conselleria de Medioambiente. Dicha arteria está a menos de tres kilómetros de Sa Pobla. De llevarse a cabo este fin de obra quedaría resuelto el problema del agua en su comarca hasta Pollensa.

Quinta.- Recargar también el Acuífero de Crestatx con un veinte por ciento del agua del Torrente de San Miguel, procedente de Ses Ufanes que van a parar al mar, tal como se tenía previsto en otro proyecto pendiente de su aprobación, la que fuera en su día Consellera Margalida Rosselló, cuyas aguas por simple gravedad van desde el torrente hasta el acuífero de Crestatx, sin necesidad de gastar ni un solo kw. De energía. Con lo cual en años un poco lluviosos se conseguiría hacer rebosar el acuífero de Crestatx, que está en una cota superior, sobre el acuífero del llano de Sa Pobla, consiguiendo hacer retroceder la cuña de agua salobre que afecta ya gravemente a la zona de Son Barba. Y al mismo tiempo conseguir limpiar el acuífero de los nitratos que desde tiempo inmemorial afecta esta zona por falta de flujo. Sin olvidarnos que también podríamos reavivar las surgencias de esta zona de la Albufera así como contemplar de nuevo una serie de fuentes inactivas desde hace más de cuarenta años, por ejemplo la de Son Sabater o de Crestatx, sin que pueda entenderse por qué estos proyectos están siendo anulados.

Sexta.- Con solo la primera de estas actuaciones no serían necesarias tanto la potabilizadora que se ha montado recientemente en la zona de Son Barba para el abastecimiento a la Bahía de Alcudia, la cual está rodeada de agricultores, los cuales serán los afectados de esta nueva irresponsabilidad, que les agravará aún más por los efectos de la salinización que ya sufren actualmente. Lógicamente que si se llevase a cabo esta obra, tal como esta prevista, tampoco sería necesaria la instalación prevista de la desnitrificadota para el suministro de agua potable a Sa Pobla.

Séptima.- Otras de las importantes medidas pendientes consisten en buscar todos los sondeos salinizados abandonados, ocluirlos con hormigón, para evitar los problemas que ya hemos mencionado y evitar, al mismo tiempo, que sean utilizados para el vertido de aguas fecales o vertidos tóxicos por irresponsables. Incluso los pozos artesanos que están abandonados deberían llenarse de balastro o tierra, para evitar también que no se utilicen como fosas sépticas, nos han confirmado, que alguna granja lo ha utilizado como sumidero para hacer desaparecer los animales, cerdos y pollos que han muerto accidentalmente o enfermos, que han ido a parar a estos pozos, otros los han llenado simplemente de diversa basura, sin tener en cuenta la contaminación que puedan provocar con estas actuaciones en los acuíferos.

Como dice Pedro Arroyo, en su libro La gestión del agua en España y California: “los acuíferos constituyen un valioso patrimonio de regulación de aguas que nos viene dado y por el que no hay que invertir ni un duro. Generalmente son depósitos de alta calidad, a los que la contaminación accede con mayores dificultades”.

No podemos seguir impasivos observando cómo el agua de los acuíferos se está deteriorando más cada día, por ejemplo, en estos momentos si nos conectamos con Medi Ambient en internet, en los mapas de los nitratos del acuífero superficial de Inca-Sa Pobla, los valores arrancan desde el Puig de Santa Magadalena, con unos valores de 380 mgl. Cuando el máximo autorizado por la C.E. para el agua potable es de 50 mgl. Luego culpan de los nitratos de Sa Pobla, a sus payeses por utilizar exceso de abono en los cultivos. Es obvio que en el tema del agua no rige el sentido común.

Por consiguiente, si nosotros, el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE, conseguimos disponer del poder público que otorgan las Instituciones Parlamentarias y Autonómicas, no escatimaríamos esfuerzos para proteger este patrimonio del que nos habla el Sr. Arroyo, que nos garantiza disponer de agua de buena calidad a un mínimo coste, no como las desaladoras que nos hipotecan el futuro, por su elevado coste de mantenimiento y desorbitado gasto energético.


  

Capítulo 17. Políticas Sociales autonómicas.

El Proyecto Liberal, PLIB-PLIE estudiará el sistema, ya utilizado por otras Comunidades Autónomas más adelantadas que las Islas Baleares, pioneras, que permita complementar las asistencias y ayudas a las amas de casa que ven cómo su calidad de vida disminuye cuando el marido se jubila, siguiendo el mismo sistema de complementos cuando los presupuestos nacionales son insuficientes para dotar de contenido económico a estas propuestas y que ya se sigue en otras Comunidades Autónomas españolas. Si hacemos políticas contra la violencia de género cómo es que nos olvidamos de las políticas de igualdad. Hacen falta partidos mallorquines que desarrollen las ideas de ámbito nacional, las que vienen de Madrid y que, sin el apoyo y el complemento de los partidos de aquí dejan en un claro desamparo a las Islas Baleares en estos asuntos sociales y económicos en cuanto al presupuesto del que deben acompañarse para hacerse realidad.

Las diferencias sustanciales con otros programas de partido vienen determinadas no sólo por la ideología, o por la metodología empleada en el desarrollo del presente programa electoral, atendida la estadística en clave poblacional por barrios, sino en que el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE es un partido que aspira, por primera vez, a cotas de gobierno, por lo tanto, el sentido común ha aconsejado adoptar un programa que ha compatibilizado su marco teórico con el desarrollo de las medidas que, finalmente, pueden llegar incluso a concretarse, del orden de 50 que seguidamente se enumeran para facilitar así una mejor interpretación conjunta de nuestro proyecto al servicio de las Islas Baleares:

1. Política de vivienda en el Consell de Mallorca: primar la subvención a los jóvenes y a las familias numerosas, antes que la construcción de protección oficial.

2. Que la lengua cooficial de las Islas Baleares sea el balear o mallorquín, junto con el castellano.

3. No al régimen de monopolio turístico. Para ello sancionar ejemplarmente a las empresas que opten por este medio de competencia desleal.


4. Prohibir el todo incluido en las zonas donde la oferta complementaria es fundamental.

5. Análisis climáticos elaborados por una comisión de expertos independientes, que sean vinculantes para la Conselleria de Medio Ambiente, quien deberá coordinar al resto de sectores para impulsar políticas sostenibles y que luchen contra la degradación acelerada de las Islas Baleares.


6. Carril bici londinense para Palma.


7. Reforma integral del Auditórium.


8. Mantenimiento de tuberías de agua y de gas para evitar fugas.


9. Dotar a la Playa de Palma de manera inmediata de los servicios imprescindibles para ofrecer una imagen remodelada, sin necesidad de una reforma íntegra. (Ampliación de las medidas en el programa municipal de Palma).


10. Dotación de protocolos eficaces para la sanidad y la seguridad laboral en los hospitales.

11. Especial observación de las pruebas selectivas de los agentes de la policía local y redistribución de los puestos en función de la experiencia, edad, preparación física, formación, etc. La policía local debe depender directamente de su Alcalde, del Concejal y de los mandos. El Alcalde debe proponer/someterse a las disposiciones plenarias sobre seguridad.

12. Protocolos de actuación conjunta entre las fuerzas de seguridad y los equipos sanitarios.

13. Cable óptico para todas las instalaciones informáticas institucionales.

14. Creación del equipo de escoltas para la violencia de género.

15. Cuarteles de barrio para la policía de aproximación.

16. Acuartelamientos de barrio abiertos las 24 hs. del día, 365 días del año.

17. Recuperación del principio de autoridad en las escuelas.

18. Trabajos para la comunidad por gamberrismo callejero o botellón.

19. Apertura de residencias para la tercera edad según estadística poblacional y envejecimiento por zonas.

20. Apertura de los Centros de día de asistencia a nuestros mayores las 24 hs. del día.

21. Ordenación por prioridades sociales de las partidas presupuestarias municipales en las que intervenga el Proyecto Liberal, PLIB-PLIE.

22. Completa transparencia con métodos de contabilidad pública de los contratos menores administrativos.

23. Especial exigencia de cumplimiento de requisitos, cualificación y de formación para el personal que atiende en las residencias de la tercera edad.

24. Creación de espacios culturales en Palma, lugares de clima hospitalario, de plaza mediterránea.

25. Cumplimiento y desarrollo de la Ley de Capitalidad de Palma, con especial seguimiento de la inversión en bienes y activos sociales.

26. Respeto y rehabilitación del patrimonio histórico y cultural de las Islas Baleares (escudos, iglesias, monumentos, esculturas)

27. Respeto por los elementos tradicionales y de la cultura balear y Mediterránea en los festejos municipales.

28. Dotar a las Islas Baleares de un régimen fiscal, compensatorio, similar al que tienen las Islas Canarias.

29. Aumentar los coeficientes de edificación, hasta 5 plantas.

30. Inclusión del reconocimiento del hecho insular en el Estatuto de las Islas Baleares, por el encarecimiento del coste de la vida que conlleva.

31. Reducción progresiva de la emisión de gases, reconvirtiendo a las nuevas tecnologías los servicios municipales que contaminan y estudiando el impacto medioambiental de las actuaciones municipales en urbanismo.

32. Dotar de carácter mediterráneo a las nuevas construcciones. Un perfil para las edificaciones propio de las Islas Baleares, como sucede en aquéllos lugares donde se quiere conservar y respetar un modo de vida, una estética uniforme y distinguida.

33. Impedir la contaminación lumínica de la “constelación Aena” en Palma, con el consiguiente ahorro energético.

34. Incentivar la Seguridad Laboral y la protección contra los riesgos laborales en los Hospitales.

35. Actualización y modernización de los sistemas integrados del Ayuntamiento, revirtiendo la prestación de servicios en una ganancia que sirva para su mantenimiento y renovación constante.

36. Supervisión y comprobación de las Sociedades constituidas en las Islas Baleares y que no muestren una actividad regular desde su constitución, produciéndose su cancelación registral y liquidación, sin que pueda darse lugar a que existan sociedades vacías u opacas, constituidas con objetos sociales que luego se pervierten y terminan utilizándose para algo distinto para lo que fueron constituidas, generalmente para el delito económico y fiscal.

37. Vigilancia en los pozos y sondeos de las Islas Baleares.

38. Prohibir la intercomunicación de acuíferos con aguas de distinta calidad.

39. Terminar la arteria que va desde S´Estremera, Llubí, Sa Pobla, Crestatx, Pollensa, que preveía recargar hasta cinco millones de metros cúbicos en el Acuífero de Crestatx, como reserva para las épocas de sequía, con el agua de Sa Marineta que, actualmente, va hacia Palma, paralizada a día de hoy en las dependencias de la Conselleria de Medioambiente. Dicha arteria está a menos de tres kilómetros de Sa Pobla. De llevarse a cabo esta fin de obra quedaría resuelto el problema del agua en su comarca hasta Pollensa.

40. Buscar los sondeos salinizados y ocluirlos con hormigón.

41. Control de los vertidos, residuos y aguas fecales.

42. Completar la pensión de las amas de casa que pierden su nivel de vida cuando el marido se jubila.

43. Regeneración con especies autóctonas y limpieza de bosques, incluida la reforesta y lucha contra la procesionaria, con especial cuidado en parques y jardines abiertos al público.

44.- Ayudas a discapacitados y retroactividad de las prestaciones para sus herederos.

Los discapacitados a quienes se les reconoce tal condición tienen, por Derecho, acceso a subvenciones o compensaciones económicas por la situación que padecen. Estas cantidades económicas deben ir destinadas a la adecuación de su entorno, al cuidado y la sanidad de estas personas.

Sucede que por falta de dinero público, las arcas están vacías y viven de lo que se recauda momento a momento, muchas veces las prestaciones no llegan en el momento oportuno, se retrasan tanto que mientras se esperan la persona discapacitada fallece y con el momento cierto de su fallecimiento se acaba este Derecho.

La cuestión es si deberían los herederos, los legítimos sucesores del fallecido discapacitado preservar este Derecho que le fuera reconocido al discapacitado en vida si bien no llegó a disfrutar de las prestaciones.

El asunto no es sencillo, las leyes siempre van por detrás de los hechos sociales, sobre todo cuando las leyes están hechas para atender solamente algunos casos, se filtran los asuntos, de tal manera que quienes resultan privilegiados con estas ayudas económicas pierden este Derecho cuando su vida acaba.

Quien más o quien menos ha tenido un caso de discapacidad o de enfermedad grave que atender en su domicilio, sabe de las secuelas que quedan a los cuidadores de estos discapacitados, de la gran disposición económica que han tenido que hacer los familiares para el cuidado de estos enfermos. Pues bien, todas estas pautas ya nos empiezan a marcar el camino a seguir.

Aquellos gastos que estén justificados se adelantaron en vida del discapacitado por parte de herederos para su atención, cuando se acredite el cuidado hasta el grado paliativo y se acrediten las consecuencias psicológicas y materiales de estos cuidados de la familia hacia el discapacitado, evidentemente, el Derecho que tuvo en vida la persona que necesitaba de estas prestaciones debe permanecer, debe considerarse como una obligación de las Instituciones públicas a quienes les corresponde evaluar estas necesidades que deberían haber estado cubiertas por prestaciones públicas y, de comprobarse, resarcir a los herederos con este Derecho que nació en vida del discapacitado pero que generó obligaciones del Estado que ahora deben ser satisfechas con quien tiene capacidad para exigirlas.

Esta lógica jurídica, aplicada a los casos concretos dignifica el sentido de lo público, ejemplariza y lo que es más importante, sirve a la cobertura de los más débiles, niños, discapacitados y ancianos. En definitiva, una sociedad que tenga en cuenta estos aspectos es una sociedad más libre.

Las obligaciones sucesorias de estas prestaciones deben entenderse como un activo a favor del heredero legítimo que percibirá lo que tuvo que adelantar por el retraso injusto, por la falta de prioridades y por la excesiva burocracia ineficaz. Cuando aplicamos el sentido común ganamos todos.



Gracias a todos por su apoyo, estas medidas son sólo el anuncio de un proyecto liberal y balear que está en sus manos que se haga realidad.

No hay comentarios: